Recomiendan fusión de Radio y TV Martí con la Voz de América

 
 

Oficinas de transmisión de Radio y TV Martí, en Miami.
Oficinas de transmisión de Radio y TV Martí, en Miami.
CHARLES TRAINOR JR / HERALD STAFF

jtamayo@elnuevoherald.com

Varios senadores demócratas recomendaron el lunes trasladar Radio y TV Martí de Miami a Washington y que su operación se fusione con la Voz de América, debido a su escaso impacto y audiencia dentro de Cuba.

"Es decepcionante que después de 18 años Radio y TV Martí no hayan conseguido hacer avance discernible alguno en la sociedad cubana o influido en el gobierno cubano'', dijo el senador John Kerry, presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado, al publicar un informe de la plantilla demócrata de dicha comisión.

"Los programas para una sociedad civil de Estados Unidos pueden tener nobles objetivos, pero tenemos que examinar si están consiguiéndolos'', añadió el demócrata de Massachusetts, quien está a favor de paliar las sanciones de Estados Unidos a Cuba y mejorar las relaciones con el gobierno de Raúl Castro.

El informe recomendó que las emisoras y su agencia matriz, la Oficina de Transmisiones de Cuba (OCB), sean trasladadas a Washington y que se "subordine'' sus operaciones a la Voz de América (VOA), la emisora mundial del gobierno norteamericano, para "asegurar que la programación cumpla con los estándares de la VOA''.

Las emisoras deberían además enfocarse en una "programación de calidad'', agregó, para competir mejor con lo que describió como recientes mejorías en la programación del gobierno cubano que ahora incluye series tales como Grey's Anatomy, Friends y The Sopranos.

No se pudo localizar a Pedro Roig, director de la OCB, para que comentara sobre el informe de 15 páginas, aunque los partidarios de las estaciones Martí atacaron el informe de inmediato.

"John Kerry y su plantilla están decididos a acabar con OCB. Ellos siempre han tratado de acabar con ella y siguen tratando de acabar con ella. Ellos carecen de toda credibilidad en este asunto'', dijo el representante republicano Lincoln Díaz-Balart, de Miami.

"A medida que el régimen cubano refuerza su control del pueblo cubano, el Congreso debería centrarse en expandir el flujo de información sin censura sobre la brutalidad de la dictadura y sus crasos abusos contra los derechos humanos'', dijo la representante Ileana Ros-Lehtinen, otra republicana de Miami. "Deberían centrarse en aumentarlas y mejorarlas, en vez de enterrarlas en VOA''.

Las especulaciones acerca del traslado de OCB a Washington y su integración a la Voz de América han estado en el aire desde el verano pasado, luego de que se contratara al ex jefe de personal de OCB, Alberto Mascaró, como director de la división en español de la Voz de América.

El informe, basado en entrevistas con empleados y en varias investigaciones congresionales anteriores, enumeró una larga serie de quejas sobre las emisoras Martí durante años.

Aunque Radio Martí se creó en 1983 --y TV Martí en 1990-- para brindar a los cubanos información confiable e imparcial, dijo el informe, ha habido muchas quejas de que "no se adhieren a los estándares periodísticos más aceptados'' y que utilizan "un lenguaje ofensivo e inflamatorio'' en sus transmisiones.

Su audiencia sigue siendo minúscula --menos del 2 por ciento de los cubanos escuchan Radio Martí, y TV Martí carece prácticamente de televidentes--, en parte debido al bloqueo de la señal por parte del gobierno cubano, pero además porque muchos cubanos no consideran que ellos sean "objetivos'', de acuerdo con el informe.

"Por último, las alegaciones de amiguismo y conducta impropia continúan persiguiendo a la OCB'', agregó, señalando que Mascaró es sobrino de Roig.

Un ex director de programación de TV Martí se declaró culpable en el 2007 de haber recibido unos $112,000 en sobornos de un contratista de OCB en Miami, señaló el informe, añadiendo: "Estas alegaciones de nepotismo y corrupción han dañado el ánimo y llevado a cuestionamientos sobre la transparencia de la administración de la agencia''.

El informe recomendó además que el personal de OCB reciba "entrenamiento regular, continuo y abarcador'' sobre estándares periodísticos, y que los analistas que revisen los programas reciban "guía, entrenamiento y supervisión'' mejores.

El informe, titulado Cuba: se necesitan medidas inmediatas para asegurar la supervivencia de Radio y TV Martí, fue enviado por Kerry a todos los miembros de la comisión el 19 de abril.

"Tenemos que fortalecer las relaciones de persona a persona con Cuba y mejorar nuestra participación en la sociedad civil'', dijo Kerry, de acuerdo con la nota de prensa publicada el lunes por la comisión para develar el informe.

El mes pasado, Kerry congeló temporalmente los fondos federales a los programas para la democracia en Cuba, "mientras la comisión investiga si están cumpliendo efectivamente nuestro objetivo común'', según el portavoz de la comisión, Fred Jones.

El Departamento de Estado, que administra la mayoría de los fondos, también ha estado revisando cómo se gastan los destinados al programa por la democracia.

"Todos queremos que haya cambios democráticos en Cuba [. . .] La cuestión es si los contribuyentes estadounidenses están viendo progreso en cuanto a ese objetivo. El senador Kerry está presentando al Departamento de Estado y USAID [Agencia para el Desarrollo Internacional de Estados Unidos] una lista de preguntas sobre las políticas, propósitos, costos, beneficios y modalidades de los programas. Una vez que exista seguridad de que estos programas hayan eliminado el desperdicio, el fraude y el abuso, esta revisión no se prolongará'', dijo Jones al blog Politico.

Más de Cuba

El Nuevo Herald

Súmese a la
discusión

el Nuevo Herald tiene el gusto de ofrecerle la oportunidad de compartir información, experiencias y observaciones sobre las noticias que cubrimos. Los comentarios que haga pueden ser publicados tanto en nuestro sitio en línea como en el periódico. Lo invitamos a que participe en un debate abierto sobre los asuntos del día y le pedimos que evite el uso de palabras obscenas, frases de odio, comentarios personales y señalamientos que puedan resultar ofensivos. Gracias por ofrecernos sus opiniones.

el Nuevo Herald utiliza una aplicación de Facebook para su sistema de comentarios. Usted debe ingresar con su cuenta de Facebook para hacer comentarios en nuestro sitio. Si tiene preguntas acerca de cómo hacer comentarios usando su cuenta de Facebook, haga click aqui.

¿Tiene información noticiosa que compartir con nosotros? Haga click aqui para enviarnos su información o inscríbase para participar en la red de Public Insight Network, que le permite convertirse en una fuente de información para el Nuevo Herald y The Miami Herald.

Esconder Comentarios

Esto afectará los comentarios en todas las historias.

Canceler OK


Empleo

Palabras clave(s) Ciudad Estado Categoria