Ex embajador de EEUU testifica contra general salvadoreño

 

achardy@elnuevoherald.com

El ex embajador de Estados Unidos en El Salvador declaró el martes en la corte de inmigración de Miami que le solicitó varias veces al entonces ministro salvadoreño de Defensa, José Guillermo García, que despidiera o castigara a los militares que cometían atrocidades pero que éste nunca mostró interés en hacer nada.

“Ningún oficial fue despedido o castigado de ninguna forma por el ministro, José Guillermo García”, dijo el ex embajador Robert White durante el segundo día del juicio de deportación contra el ex militar salvadoreño.

El Departamento de Seguridad Interna (DHS) busca que la corte de inmigración ordene la deportación de García bajo acusaciones de que “ordenó, incitó, ayudó o de alguna manera participó en torturas y muertes extra-judiciales” cuando era ministro de la Defensa entre 1979 y 1983.

Los fiscales de DHS desean convencer al juez Michael Horn de que García tiene responsabilidad en las atrocidades durante la guerra civil en su país, no porque él hubiera torturado o asesinado a alguien personalmente, sino porque tenía el control de las fuerzas militares como ministro de Defensa.

“García, en efecto, dio la luz verde a las fuerzas bajo su mando para realizar una campaña de tortura y asesinatos”, dijo el fiscal Loren Coy, al resumir el caso en la declaración de inicio del gobierno..

Por su parte, la abogada de García, Alina Cruz, aseguró en su propia declaración de inicio que su cliente no es culpable de violaciones de derechos humanos en su país porque no tenía control total de las tropas.

“Al general García se le acusa de tortura y asesinatos extrajudiciales”, dijo Cruz. “Pero el general García nunca ha sido encontrado culpable de esto en ninguna corte del mundo. Lo que es más, nunca tuvo el control de sus tropas”.

Se espera que el juicio continúe por toda la semana y que el juez emita su decisión varias semanas o meses después.

Durante la sesión del martes, después de las declaraciones de inicio de Coy y Cruz, White prestó testimonio por el resto del dia. White fue embajador en El Salvador de 1979 a 1980, cuando García era ministro de la Defensa.

El mensaje de White fue directo y simple. En muchas ocasiones se reunió con García a solas o junto con miembros del alto mando militar salvadoreño donde habló de abusos y atrocidades específicas y solicitó que el entonces ministro de la Defensa investigara, despidiera o castigara a militares bajo su mando que fueran responsables de atrocidades.

Citando un ejemplo, White dijo que rápidamente fue a reunirse con García luego de que un equipo de una televisora española le mostrara un video en el cual se veía como un grupo de soldados irrumpían en una escuela y ejecutaban a dos jóvenes en el suelo con tiros en la cabeza.

“Hablé con el ministro García sobre el filme, de como los militares habían entrado en la escuela y ejecutado a los dos jóvenes sin razón, y le dije que era un ejemplo de la brutalidad de los militares salvadoreños”, recordó White. “García no mostró ningún interés y sólo deseaba pasar a otro tema”.

La fiscal de DHS, Gina Garrett-Jackson, le preguntó a White si García exigió una investigación del caso.

“No, para nada”, respondió White.

Luego declaró que había enviado un cablegrama al Departamento de Estado citando a García quejándose de que si Estados Unidos no apoyaba del todo las tácticas y estrategias de las fuerzas armadas salvadoreñas, entonces podría pasar que El Salvador quedaría “abandonado al comunismo”.

Cruz, la abogada de García, le preguntó a White cómo sabía que los asesinos de los jóvenes eran militares, y este respondió que vestían uniformes militares. Cruz entonces le preguntó si era posible que guerrilleros de izquierda pudieran haberse vestido de militares para cometer la atrocidad y echarles la culpa a los militares.

White dijo que era posible, pero que no había ninguna evidencia de que los rebeldes hubieran participado en el incidente. También dijo White que no tenía evidencia de que García hubiera ordenado las ejecuciones.

Más de Es noticia esta semana

  •  

 <span class="cutline_leadin">Durante varios</span> meses, propietarios de negocios a lo largo de Alton Road, choferes y peatones han experimentado la opresión de la construcción en casi todas las esquinas de South Beach.

    Construcción en Alton Road está matando los negocios en South Beach

    Camiones de volteo rugían por la cuadra de los 900 de Alton Road en South Beach esta semana mientras los trabajadores rompían el asfalto y maniobraban piezas de tuberías de drenaje bajo tierra.

  •  

 <span class="cutline_leadin">La falta</span> de productos en Cuba es común y la escasez afecta todos los rubros, desde alimentos a medicinas. En la imagen de noviembre del 2013, los estantes de una farmacia de La Habana tienen poco que ofrecer.

    De cerveza a condones, se agrava la escasez en Cuba

    Primero, las papas desaparecieron de los mercados cubanos. Ahora están de vuelta, pero la policía lucha para mantener bajo control a multitudes de frenéticos compradores. Y hay una nueva escasez de cerveza y preservativos, con algunas tiendas cobrando hasta $1.30 por cada condón.

  •  

Un grupo de estudiantes y manifestantes opositores al Gobierno venezolano participan en una manifestación de pies descalzos en la Avenida Francis de Miranda hoy, miércoles 16 abril de 2014, en Caracas (Venezuela). Los estudiantes convocaron a una nueva jornada de protesta tras la segunda reunión para el diálogo entre el Gobierno y la oposición del pasado martes.

    Diálogo ensancha fisuras entre sectores de la oposición en Venezuela

    Las conversaciones entre el régimen de Nicolás Maduro y dirigentes de la oposición están ensanchando las fisuras entre los adversarios del chavismo, con un bando denunciando el diálogo como el suministro de oxígeno a un gobierno debilitado y con el otro describiendo el proceso como un nuevo frente desde donde también embestir a la “revolución bolivariana”.

El Nuevo Herald

Súmese a la
discusión

el Nuevo Herald tiene el gusto de ofrecerle la oportunidad de compartir información, experiencias y observaciones sobre las noticias que cubrimos. Los comentarios que haga pueden ser publicados tanto en nuestro sitio en línea como en el periódico. Lo invitamos a que participe en un debate abierto sobre los asuntos del día y le pedimos que evite el uso de palabras obscenas, frases de odio, comentarios personales y señalamientos que puedan resultar ofensivos. Gracias por ofrecernos sus opiniones.

el Nuevo Herald utiliza una aplicación de Facebook para su sistema de comentarios. Usted debe ingresar con su cuenta de Facebook para hacer comentarios en nuestro sitio. Si tiene preguntas acerca de cómo hacer comentarios usando su cuenta de Facebook, haga click aqui.

¿Tiene información noticiosa que compartir con nosotros? Haga click aqui para enviarnos su información o inscríbase para participar en la red de Public Insight Network, que le permite convertirse en una fuente de información para el Nuevo Herald y The Miami Herald.

Esconder Comentarios

Esto afectará los comentarios en todas las historias.

Canceler OK


Empleo

Palabras clave(s) Ciudad Estado Categoria