BARACK OBAMA: Una visita a nuestros vecinos del sur

 
 

El presidente de EEUU, Barack Obama, y la presidenta de Costa Rica, Laura Chinchilla, reciben el saludo de un grupo de niños al llegar al Ministerio de Relaciones Exteriores, en San José, para una reunión bilateral el 3 de mayo.
El presidente de EEUU, Barack Obama, y la presidenta de Costa Rica, Laura Chinchilla, reciben el saludo de un grupo de niños al llegar al Ministerio de Relaciones Exteriores, en San José, para una reunión bilateral el 3 de mayo.
MANDEL NGAN / AFP/Getty Images

La semana pasada, me sentí orgulloso de visitar a México por cuarta vez siendo Presidente, y de reunirme con los líderes centroamericanos en Costa Rica. Fue una oportunidad para mí de reafirmar nuestra amistad con una región en la que decenas de millones de inmigrantes y estadounidenses tienen sus raíces. También fue una oportunidad para destacar el progreso impresionante que se está logrando en toda América Latina, que es una de las regiones más dinámicas del mundo, y forjar nuevas alianzas que contribuirán a mejorar las vidas de todos nuestros habitantes.

Fui allí porque este es un momento de gran promesa para nuestro hemisferio. Actualmente, casi todos los pueblos de las Américas viven en democracias. América Latina tiene algunas de las economías de más rápido crecimiento en el mundo. Y, a través de toda la región, decenas de millones de gente han dejado atrás la pobreza y han llegado a la clase media.

Esto representa una oportunidad increíble para todos nuestros países, especialmente en cuanto a mi prioridad principal, que es crear buenos empleos de clase media aquí en los Estados Unidos. Esto se debe a que, tal como lo presencié en mi visita al puerto de Miami en marzo, una de las mejores maneras de hacerlo es expandiendo el comercio que nos permita vender más productos alrededor del mundo.

Ahora mismo, más del 40 por ciento de nuestras exportaciones van hacia México, América Central y del Sur, y dichas exportaciones están aumentando más rápido que nuestro comercio con el resto del mundo. Eso está creando más empleos aquí en los Estados Unidos, pero también está beneficiando a la gente de todo el hemisferio. Los Estados Unidos son la fuente mayor de inversión extranjera en las Américas. Y los tratados comerciales que he firmado con Colombia y con Panamá están creando nuevos mercados para las empresas en nuestros países.

Una de las relaciones más significativas y más dinámicas es con México. Los Estados Unidos son el mayor cliente de México, ya que compramos la mayor parte de las exportaciones de México, y México es el segundo mercado mayor para las exportaciones de EE.UU., pues compra más de $200 mil millones en productos hechos en EE.UU. cada año. Nuestras compañías y trabajadores ensamblan productos juntos. Todo esto apoya millones más de empleos en ambos países.

Yo creo que hay aún más que la gente de los Estados Unidos y de México pueden construir conjuntamente. Por eso es que el presidente Peña Nieto y yo nos comprometimos a expandir el comercio y las inversiones y a crear aún más empleos para nuestra gente.

Les expresé un mensaje similar a la presidenta Chinchilla de Costa Rica y a otros líderes centroamericanos. Durante los últimos seis años, las exportaciones de EE.UU. a las naciones centroamericanas han aumentado en más del 94 por ciento, y las importaciones de esos países han aumentado cerca del 87 por ciento. El crecimiento económico en general está reforzando los logros políticos y sociales que tanto costaron conseguir en las últimas dos décadas. Y por eso es que reafirmé el apoyo y el compromiso sólidos de los Estados Unidos de crear una América Central más próspera.

Eso es importante, porque el crecimiento económico en términos generales no solo crea más empleos y oportunidad en esos países, sino que también reduce la inmigración ilegal a los Estados Unidos. La reforma migratoria integral es una de mis principales prioridades. El proyecto de ley que se presentó en el Senado no incluye todo lo que yo deseo, pero es mayormente consistente con los principios que he planteado, que son mejor seguridad en la frontera, un camino a la ciudadanía, y un sistema de inmigración legal que una a las familias y que atraiga a trabajadores sumamente capacitados. Y tengo la esperanza de que este año podamos hacer realidad la reforma migratoria general.

Actualmente, decenas de millones de estadounidenses pueden rastrear sus orígenes a México y a América Central. Millones de trabajadores se ganan la vida en buenos empleos que han sido posibles gracias al comercio entre nuestras naciones. Los Estados Unidos es un país más próspero y más diverso debido a nuestras alianzas con nuestros vecinos del sur. Y tengo la seguridad de que podemos aprovechar nuestra herencia común, nuestra relación económica y nuestros valores compartidos para enriquecer las vidas de toda nuestra gente.

Presidente de los Estados Unidos.

Más de Opinión

  • DANIEL MORCATE: El fin de la purga

    A menos que vuelvan a asomar su fea cabeza los demonios electorales, las próximas elecciones podrían ser unas de las más limpias en la Florida.

  • MDC tiene necesidades financieras urgentes

    Miami Dade College tiene necesidades financieras que no se están cubriendo. El reciente intercambio de palabras entre el presidente del Miami Dade College (MDC) y algunos miembros de la Cámara de Representantes ha sido poco afortunado.

  • VICENTE ECHERRI: Aquella última cena

    La liturgia del Jueves Santo, día en que la Iglesia conmemora la última cena y el arresto de Jesús, se fue enriqueciendo, en las denominaciones históricas (Ortodoxa, Armenia, Católica Romana, Anglicana, etc.), a través de los siglos, con rituales y ceremonias que resaltaban y, al mismo tiempo, servían para ocultar o distorsionar los eventos asociados al Jesús histórico.

El Nuevo Herald

Súmese a la
discusión

el Nuevo Herald tiene el gusto de ofrecerle la oportunidad de compartir información, experiencias y observaciones sobre las noticias que cubrimos. Los comentarios que haga pueden ser publicados tanto en nuestro sitio en línea como en el periódico. Lo invitamos a que participe en un debate abierto sobre los asuntos del día y le pedimos que evite el uso de palabras obscenas, frases de odio, comentarios personales y señalamientos que puedan resultar ofensivos. Gracias por ofrecernos sus opiniones.

el Nuevo Herald utiliza una aplicación de Facebook para su sistema de comentarios. Usted debe ingresar con su cuenta de Facebook para hacer comentarios en nuestro sitio. Si tiene preguntas acerca de cómo hacer comentarios usando su cuenta de Facebook, haga click aqui.

¿Tiene información noticiosa que compartir con nosotros? Haga click aqui para enviarnos su información o inscríbase para participar en la red de Public Insight Network, que le permite convertirse en una fuente de información para el Nuevo Herald y The Miami Herald.

Esconder Comentarios

Esto afectará los comentarios en todas las historias.

Canceler OK


Empleo

Palabras clave(s) Ciudad Estado Categoria