ALEJANDRO ARMENGOL: Un cubano universal

 

Hay un error que con frecuencia se comete al hablar de la obra del profesor Carmelo Mesa-Lago, y es referirse exclusivamente a sus aportes a los estudios sobre economía e historia social en Cuba.

Esa culpa tiene dos orígenes. Uno es que quienes cometemos el pecado somos por lo general cubanos, y la obsesión por el tema e ignorancia hacia otros ajenos nos impulsan a la injusticia. Otro es que con su proverbial modestia, Mesa-Lago es a la vez víctima y victimario.

No en que no se le reconozcan sus méritos, porque felizmente ello no ha ocurrido –ya que ha recibido múltiples premios, distinciones y diplomas–, sino en que no se divulguen lo suficiente sus logros.

Hablar de la labor de este cubano universal tiene dos riesgos: uno es quedarse siempre corto y el segundo resultar fatigoso en la enumeración. Pero vale la pena recorrerlos para brindar una breve panorámica de una vida dedicada no únicamente a los estudios académicos sino fundamentalmente al beneficio de la Humanidad.

Carmelo Mesa-Lago es experto fundamentalmente en cuatro campos de conocimiento: economía de la seguridad social; sistemas económicos comparados y desarrollo; economía, política social e historia económica de Cuba y estudios latinoamericanos. En todos ha hecho aportes fundamentales.

Mesa-Lago, considerado “el maestro de la seguridad social en América Latina”, ha publicado 60 libros y monografías, así como 150 artículos científicos y capítulos de libros en dicho campo.

Fue pionero en la aplicación de técnicas de ciencias sociales a la seguridad social, ha creado metodologías innovadoras y enfoques comparativos, generado series estadísticas normalizadas (únicas en la región); diseñado taxonomías para clasificar las reformas de pensiones y sanidad y construido indicadores para evaluar sus efectos en los principios de la seguridad social.

En lo que respecta a los sistemas económicos comparados, ha publicado cuatro libros y 14 artículos y capítulos que han revitalizado la teoría de desarrollo, acuñado una nueva metodología para contrastar las políticas y evaluar los resultados de modelos socioeconómicos diversos, con un arsenal de estadísticas normalizadas y un nuevo Índice de Desarrollo Socio Económico (elogiado como superior a los indicadores del Banco Mundial y el PNUD), en los cuales demuestra que los países más exitosos son los que combinan el crecimiento con la equidad y democracia.

Reconocido como el “decano de estudios cubanos”, ha escrito 26 libros y monografías y 129 artículos y capítulos sobre la economía, la política social y la historia económica de esa nación. Su obra es mundialmente elogiada por su rigor científico, objetividad y elevación del nivel del análisis y el debate, a par de construir puentes con economistas y otros científicos sociales en Cuba.

Mesa-Lago desarrolló uno de los programas de estudios iberoamericanos más prestigiosos en Estados Unidos. Fue Presidente de la Asociación de Estudios Latinoamericanos (el primer iberoamericano en ocupar dicho puesto) y evaluó dichos programas en tres continentes. La investigación, publicaciones, enseñanza y asesorías de Mesa-Lago en medio centenar de países han sido multidisciplinarias en las ciencias sociales, principalmente en economía pero también en historia económica y social, derecho, ciencia política y sociología.

Para resumir esta inmensa labor en cifras de publicaciones, Mesa-Lago cuenta con un total de 393 publicaciones, que se pueden dividir en 93 libros y monografías y 300 artículos y capítulos de libros, que han aparecido en castellano, portugués, inglés, alemán, francés, chino y japonés en 34 países, y han sido elogiados en 246 reseñas publicadas en todo el mundo. También ha presentado 228 ponencias, dictado cursos e investigado en 192 instituciones en 45 países en América, Europa, Asia, África y el Medio Oriente.

Sin embargo, limitarse a las páginas escritas solo evidencia parte de su labor. También ha sido asesor de 13 organismos internacionales y regionales, así como de seis presidentes en las Américas: Costa Rica (Oscar Arias), Chile (Michelle Bachelet), El Salvador (Mauricio Funes), Estados Unidos (Jimmy Carter), Panamá (Martín Torrijos) y Venezuela (Rafael Caldera) y también del vicepresidente Rafael Albuquerque de la República Dominicana.

Todos estos datos y cifras no pretenden ser apabullantes. Todo lo contrario: mostrar una verdad transparente y simple: una mirada a una vida dedicada al estudio y el mejoramiento del género humano. No detenerse en ello o no reconocerlo resulta imperdonable.

En el 2008 y el 2009, Mesa-Lago fue nominado al Premio Príncipe de Asturias en Ciencias Sociales y en 2009 fue finalista en la competencia. Con motivo de su 80 cumpleaños en el 2014, se retoma su nominación. Apoyan su candidatura más de 300 cartas de 38 países, 10 organismos internacionales, tres asociaciones profesionales y un grupo distinguido de sus antiguos alumnos de pos grado. En total más de 400 firmas que incluyen dos Premios Nobel en Economía. El Jurado del Premio se reunirá alrededor del 14 de mayo y se dará a conocer el premiado el día 15. Otorgarle la distinción a Carmelo Mesa-Lago sería un reconocimiento más que justificado. También constituye un acto de justicia.

Más de Opinión

  • JORGE RAMOS AVALOS: Ahogarse en la orilla

    Laredo, Texas

  • SABINA COVO: Torres de David latinoamericanas

    En Caracas, Venezuela, desalojaron esta semana la llamada “favela más alta del mundo”. Se trata de un edificio de 45 pisos — Confinanzas, como se llamaría originariamente o Torre de David como le llaman hoy día— que se alza en el centro de la ciudad y que tenía como destino ser un centro financiero pero quedó abandonado en el 94, año en el que el sector banquero de ese país sufrió la gran crisis. Una fotografía que circuló en las redes sociales, mostraba a una niña de unos cinco años envuelta en una cobija de Blanca Nieves, junto con su madre, que tenía en brazos a una pequeña bebé y las pocas pertenencias de la familia. Una escena deplorable pero que personifica la realidad de muchas familias en Venezuela, y otros rincones de Latinoamérica.

  •  

 <span class="cutline_leadin">Familiares y</span> amigos de Natan Cohen, capitán del ejército israelí de 23 años, lloran su muerte el miércoles. Cohen fue ultimado el 22 de junio durante un intercambio de disparos con palestinos en Gaza.

    ARMANDO GONZALEZ: Israel en Gaza

    “Esta es una de nuestras grandes diferencias: nosotros usamos misiles para proteger a nuestros civiles. Ellos usan sus civiles para proteger sus misiles”.

El Nuevo Herald

Súmese a la
discusión

el Nuevo Herald tiene el gusto de ofrecerle la oportunidad de compartir información, experiencias y observaciones sobre las noticias que cubrimos. Los comentarios que haga pueden ser publicados tanto en nuestro sitio en línea como en el periódico. Lo invitamos a que participe en un debate abierto sobre los asuntos del día y le pedimos que evite el uso de palabras obscenas, frases de odio, comentarios personales y señalamientos que puedan resultar ofensivos. Gracias por ofrecernos sus opiniones.

el Nuevo Herald utiliza una aplicación de Facebook para su sistema de comentarios. Usted debe ingresar con su cuenta de Facebook para hacer comentarios en nuestro sitio. Si tiene preguntas acerca de cómo hacer comentarios usando su cuenta de Facebook, haga click aqui.

¿Tiene información noticiosa que compartir con nosotros? Haga click aqui para enviarnos su información o inscríbase para participar en la red de Public Insight Network, que le permite convertirse en una fuente de información para el Nuevo Herald y The Miami Herald.

Esconder Comentarios

Esto afectará los comentarios en todas las historias.

Canceler OK


Empleo

Palabras clave(s) Ciudad Estado Categoria