El cubanoamericano Mario Cristóbal ya no rugirá más con los Panthers de FIU

12/05/2012 3:04 PM

12/05/2012 4:50 PM

Tras una temporada que les vio lograr una marca de solo 3-9, los Panthers de FIU destituyeron el miércoles a su entrenador Mario Cristóbal.

El cubanoamericano duró seis años como técnico de FIU y se marcha de la universidad con un record de 27-47 durante su período de entrenador que incluyó dos partidos bowls y un título de conferencia en el 2010.

La universidad anunció la noticia a través de una declaración del director deportivo Pete García.

“Hoy le informamos al entrenador (Mario) Cristóbal que hacíamos un cambio en la dirección del programa de football”, dijo García. “Le quiero dar las gracias al entrenador por todo lo que ha hecho para desarrollar el programa de football durante las últimas seis temporadas. Ahora dirigiremos nuestra atención para atraer al mejor candidato para la posición de director de nuestro equipo. Comenzaremos una búsqueda nacional inmediatamente.”

La noticia llega de sorpresa, aun considerando que los Panthers no llegaron a su meta de ganar el Sun Belt en el 2012, porque la universidad decidió extender el contrato de Cristóbal hasta el 2017 tras el partido bowl de la temporada pasada.

La universidad decidió darle la extensión tras las dos mejores temporadas en la historia de la universidad cuando parecía que Cristóbal se marcharía a Rutgers—donde anteriormente había sido asistente—o Pittsburgh.

Un año más tarde, Cristóbal ahora se encuentra sin trabajo y FIU busca un nuevo candidato.

Uno de los nombres que parece estar dando vueltas para reemplazar a Cristóbal es el de Butch Davis, amigo íntimo de Garcia y ex entrenador de los Huracanes de Miami.

En el 2011 cuando parecía que Cristóbal se marcharía el nombre de Davis también dio vueltas. Davis—quien ha servido como asistente fuera del campo para Greg Schiano, entrenador de los Tampa Bay Buccaneers, tiene interés en dirigir un programa tras haber sido destituido por North Carolina en el 2010.

Súmese a la Discusión

El Nuevo Herald tiene el gusto de ofrecerle la oportunidad de compartir información, experiencias y observaciones sobre las noticias que cubrimos. Los comentarios que haga pueden ser publicados tanto en nuestro sitio en línea como en el periódico. Lo invitamos a que participe en un debate abierto sobre los asuntos del día y le pedimos que evite el uso de palabras obscenas, frases de odio, comentarios personales y señalamientos que puedan resultar ofensivos. Gracias por ofrecernos sus opiniones.

Términos del Servicio