Assad pide ayuda a países emergentes

El pedido surgió luego de que la Liga Arabe respaldó a la oposición en Siria

03/27/2013 7:51 PM

03/29/2013 12:26 AM

Cada vez más aislado, el presidente sirio Bashar al Assad pidió ayuda el miércoles a los mandatarios de Brasil y otras cuatro naciones reunidas en un foro económico en Sudáfrica para que lo ayuden a poner fin a la guerra civil en Siria.

Al Assad hizo su exhortación un día después de que la Liga Arabe respaldó a la coalición opositora en Siria, también apoyada por Occidente, lo que propinó un golpe adicional al régimen de Damasco.

El mandatario envió una carta al BRICS –integrado por Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica– para que “trabajen por el cese inmediato de la violencia que garantizaría el éxito de una solución política” en Siria. El Banco Mundial ha dicho que estos países están impulsando el crecimiento económico global.

“Esto requiere una clara voluntad internacional para acabar con las fuentes del terrorismo y cesar su financiación y armamento”, afirmó Assad en su carta, cuyo contenido fue difundido el miércoles por los medios de comunicación sirios.

Assad dijo que Siria sufre “acciones de terrorismo respaldadas por las naciones árabes, regionales y occidentales”, en referencia a la oposición que combate a su régimen.

Los intentos de poner fin a la crisis en Siria por medios pacíficos han fracasado hasta ahora. La oposición, incluyendo la Coalición Nacional Siria, dijo que no aceptará nada salvo la partida de Assad, pero el gobierno de éste ha prometido continuar la batalla hasta que sus soldados aplasten a los insurgentes.

La oposición siria ocupó el martes por primera vez el sillón que le corresponde a su país en la conferencia de alto nivel de la Liga Arabe en Qatar, un triunfo diplomático para los oponentes de Assad.

El ascenso de la oposición a la Liga mostró aun más el aislamiento del régimen tras dos años de guerra civil en los que según las Naciones Unidas han muerto más de 70,000 personas.

Además, en una muestra adicional de solidaridad hacia las fuerzas opuestas a Assad, la cumbre de Qatar respaldó “el derecho de cada Estado” a proporcionar al pueblo sirio y a los insurgentes del Ejército Libre de Siria “todos los medios necesarios para … defenderse, incluyendo medios militares”.

Sin embargo, la alianza opositora está acosada por profundas diferencias y con frecuencia aparece desconectada de las fuerzas insurgentes que combaten en Siria, por lo que no quedó claro si los acontecimientos en Qatar tendrán consecuencias.

En la reunión de Durban, en Sudáfrica, se le preguntó el martes al presidente sudafricano Jacob Zuma y a su contraparte ruso, Vladimir Putin, si utilizarán su influencia para persuadir a Assad a que permita el acceso irrestricto de la ayuda humanitaria por las fronteras de Siria, como han solicitado activistas de los países del BRICS. Zuma no respondió y Putin dijo: “lo pensaremos”. Con anterioridad, el presidente ruso indicó que los líderes del foro “trabajarán por una solución pacífica a la crisis siria”.

Súmese a la Discusión

El Nuevo Herald tiene el gusto de ofrecerle la oportunidad de compartir información, experiencias y observaciones sobre las noticias que cubrimos. Los comentarios que haga pueden ser publicados tanto en nuestro sitio en línea como en el periódico. Lo invitamos a que participe en un debate abierto sobre los asuntos del día y le pedimos que evite el uso de palabras obscenas, frases de odio, comentarios personales y señalamientos que puedan resultar ofensivos. Gracias por ofrecernos sus opiniones.

Términos del Servicio