La internet en Cuba: ‘atrapada’ en los 90 afirma directivo de Google

07/01/2014 11:58 AM

07/01/2014 8:16 PM

El presidente ejecutivo de Google Eric Schmidt, recién regresado de una visita a La Habana, describió la internet en Cuba como “atrapada en los años 90”, bajo una censura extrema y con una débil infraestructura dominada por equipos chinos debido al embargo comercial impuesto por Estados Unidos.

El embargo “no tiene absolutamente ningún sentido para los intereses de EEUU”, escribió Schmidt en una columna. “Si se quiere que (Cuba) se modernice, la mejor manera es empoderar a sus ciudadanos con smartphones (allí no hay casi ninguno en la actualidad) y alentar la libertad de expresión y colocar herramientas de información directamente en manos de los cubanos”.

La columna de Schmidt fue publicada en Google con fecha del domingo, poco después de que él y otros tres ejecutivos de la compañía regresaron de un breve viaje a Cuba, donde se reunieron con funcionarios del gobierno y la bloguera Yoani Sánchez y visitaron la Universidad de las Ciencias Informáticas en La Habana.

El viaje tuvo “el objetivo de promover una Internet libre y abierta”, escribió, sin dar detalles de la manera en que los visitantes trataron de hacer eso en un país en que el gobierno controla todo el acceso a Internet y bloquea los websites que considera “hostil”. “La Internet está bajo una censura extrema”, admitió.

“La Internet de Cuba está atrapada en los años 90. Alrededor del 20-25 por ciento de los cubanos tienen líneas telefónicas... y la infraestructura de teléfonos celulares es muy escasa”, escribió, agregando que solamente el 3-4 por ciento de los cubanos “tienen acceso a Internet en cibercafés y en ciertas universidades”.

La información se pasa de mano a mano en unidades flash de USB y otros tipos de memoria digital en “una especie de tenis-net”, señaló la columna, y los jóvenes han estado creando redes de routers de Wi-Fi para uso compartido de archivos y mensajería privada.

Con respecto a la política de Estados Unidos hacia Cuba, Schmidt escribió que el embargo de medio siglo había abierto las puertas a los equipos chinos. “Debido a que firmas de EEUU no pueden operar en Cuba, la Internet de ellos está más conformada por los estrechos intereses cubanos que por plataformas globales y abiertas”, alegó.

El embargo y el hecho de que el Departamento de Estado de EEUU mantiene a Cuba en su lista de naciones que respaldan el terrorismo internacional “carece de sentido”, escribió Schmidt. “Hay docenas de países a los cuales llamamos nuestros aliados y a los cuales podemos viajar libremente que representan amenazas y preocupaciones mucho mayores para EEUU”.

Las restricciones de EEUU “tiene aún menos sentido cuando uno se da cuenta de que Cuba importa una gran cantidad de alimentos de EEUU como comercio compasivo. La importación de alimentos a Cuba es importante, pero también lo es la importación de herramientas a Cuba para el desarrollo de una economía del conocimiento”, agregó el directivo de Google.

“Al caminar (por La Habana) es posible imaginar una nueva Cuba, tal vez a la vanguardia de la educación, la cultura y los negocios de América Latina”, escribió. “Cuba tendrá que abrir su economía política y de negocios, y EEUU tendrá que superar nuestra historia y levantar el embargo. Ambos países tendrán que hacer algo que es difícil de hacer políticamente, pero valdrá la pena”.

Schmidt pareció estar menos al tanto de la política interna de Cuba, pues escribió el nombre del gobernante cubano Raúl Castro como “Raoul” y dijo que los autos y las casas, los cuales se pueden comprar y vender con relativa libertad desde el 2011, “están empezando a ser canjeables dentro de cierto marco de restricciones”.

El escribió que “las dos cosas en que más éxito ha tenido la Revolución, como ellos la llaman” son la atención médica gratuita y universal y “la clara mayoría de mujeres que ocupan puestos ejecutivos y de gestión del país.

“La parte en que la Revolución ha tenido menos éxito ha sido el desarrollo económico (lo cual no es sorprendente), y nos pareció que una disminución del turismo y recientes problemas agrícolas han empeorado de algún modo las cosas en Cuba”, escribió Schmidt en su columna.

“Nos dijeron que existe una lucha entre los líderes más liberal y los más conservadores bajo Castro, y alguien dijo que las fuerzas armadas estaban participando más en el desarrollo económico”, agregó. “Varias personas dijeron que con el tiempo el modelo de Cuba se parecería más al de China o Vietnam que al de Venezuela o México”.

Schmidt escribió además que la lista de estados terroristas de EEUU incluye además a Corea del Norte, Siria, Irán y “Sudán del Norte”. Corea del Norte fue sacada de la lista en el 2008, y no existe ningún Sudán del Norte, sino los países de Sudán y Sudán del Sur.

Súmese a la Discusión

El Nuevo Herald tiene el gusto de ofrecerle la oportunidad de compartir información, experiencias y observaciones sobre las noticias que cubrimos. Los comentarios que haga pueden ser publicados tanto en nuestro sitio en línea como en el periódico. Lo invitamos a que participe en un debate abierto sobre los asuntos del día y le pedimos que evite el uso de palabras obscenas, frases de odio, comentarios personales y señalamientos que puedan resultar ofensivos. Gracias por ofrecernos sus opiniones.

Términos del Servicio