Paraguay: Ex presidente Lugo reconoce segundo hijo

01/22/2013 1:40 PM

01/26/2013 8:19 AM

ASUNCION, Paraguay (AP) – El otrora sacerdote católico y ex mandatario paraguayo Fernando Lugo reconoció como suyo a un niño de diez años, el segundo en cuatro años y cuya madre conoció mientras se desempeñaba como obispo deciocesano en el norteño departamento de San Pedro, informó el martes el abogado del ex cura.

El abogado Marcos Fariña dijo en conferencia de prensa que mediante un poder legal por escrito hizo el trámite de reconocimiento en las oficinas del Registro Civil de personas en Asunción.

Sin embargo, pese a la admisión de la paternidad, sólo en febrero el niño podrá usar el apellido Lugo tras el final de un juicio civil. Su nombre no fue informado, porque la ley prohíbe difundir el nombre de los menores en estos casos.

Narcisa de la Cruz de Zárate, de 45 años, recientemente declaró que su esposo actual retiró judicialmente el apellido Zárate del niño porque admitió que no era su hijo.

En abril de 2009, Lugo admitió la paternidad del niño Armindo, entonces de 3 años, concebido con Viviana Carrillo.

Otras dos mujeres, Benigna Leguizamón y Hortensia Morán, cada una de por su cuenta continúan litigando en la justicia para conseguir que el ex obispo reconozca como suyo a dos niños.

Lugo, de 61 años y enfermo de cáncer linfático, actualmente encabeza la lista de candidatos a senadores de la coalición izquierdista Frente Guasú para las elecciones del 21 de abril.

En junio de 2012 fue destituido de la presidencia en un juicio político realizado en el Senado por el cargo de mal desempeño en sus funciones.

Lugo fue jubilado en 2004 por el papa Juan Pablo II como obispo, y en 2007 presentó ante la oficina en Asunción de la Nunciatura Apostólica, su renuncia a obispo emérito. En 2008, después de la elección de Lugo como presidente del país, el papa Benedicto XVI aceptó la renuncia.

Súmese a la Discusión

El Nuevo Herald tiene el gusto de ofrecerle la oportunidad de compartir información, experiencias y observaciones sobre las noticias que cubrimos. Los comentarios que haga pueden ser publicados tanto en nuestro sitio en línea como en el periódico. Lo invitamos a que participe en un debate abierto sobre los asuntos del día y le pedimos que evite el uso de palabras obscenas, frases de odio, comentarios personales y señalamientos que puedan resultar ofensivos. Gracias por ofrecernos sus opiniones.

Términos del Servicio