Venezuela hace profunda devaluación de 32% en medio de tensiones inflacionarias

02/08/2013 3:26 PM

10/08/2013 10:38 AM

El Gobierno venezolano anunció el viernes una devaluación de casi el 32 por ciento de su moneda frente al dólar para combatir el “brote inflacionario y especulativo” del país, que mantiene un control de cambio desde hace diez años y no ajustaba su moneda desde 2011.

El ministro de Finanzas, Jorge Giordani, y el presidente del Banco Central de Venezuela (BCV), Nelson Merentes, fueron los encargados de anunciar en rueda de prensa las medidas que, según dijeron, son un mandato directo del presidente Hugo Chávez hospitalizado en La Habana desde hace dos meses en total silencio.

“Todos sabemos que hay un patrón único de 4.30 y se tomó la decisión de pasarlo a 6.30”, señaló Giordani mostrando la instrucción firmada por Chávez y tras subrayar que el paso de 4.3 a 6.3 bolívares por dólar se aplicará a partir del próximo día 13.

El porcentaje de devaluación es del 31.7 por ciento con base en la fórmula de cálculo del valor absorbido por el nuevo tipo de cambio.

A diferencia de devaluaciones anteriores, la nueva tasa de 6.3 se aplicará a todos los sectores sin tasas preferenciales para productos de necesidad básica y sólo con excepciones temporales para algunos sectores, como alimentos, comercio o salud, que ya habían solicitado divisas.

“En este momento tenemos un brote inflacionario y especulativo y el Gobierno tiene que actuar con eficiencia, con la firmeza que nos exige el presidente”, señaló el ministro.

Pese a haber cerrado 2012 con una inflación de 20.1 por ciento (por debajo del 27.6 por ciento de 2011), Venezuela inició 2013 con una tasa inflacionaria del 3.3 por ciento en enero, más del doble del 1.5 por ciento del mismo mes del año pasado, para colocar la tasa interanual en 22.2 por ciento.

“La inflación es un fenómeno complejo, difícil, lo hemos dicho y lo íbamos venciendo () y ya estamos en 22 por ciento otra vez y eso es un problema que tenemos que enfrentar, pero no solamente el Gobierno”, argumentó Giordani, al acusar a “los especuladores jugando a la devaluación, jugando al mercadito negro”.

Actualmente, ante las limitaciones oficiales al acceso de divisas, el dólar se consigue en el mercado negro hasta cuatro o cinco veces su precio oficial.

Tras depreciaciones de la moneda en 2010 y 2011, Venezuela evitó devaluar el bolívar en 2012, año de elecciones presidenciales en las que Chávez logró su tercera reelección consecutiva.

En 2010, el cambio oficial pasó de 2.15 a una doble tasa de 2.6 y 4.3 y en 2011 quedó fijado en la actual tasa única de 4.3.

Además de la depreciación, se anunció la creación del Órgano Superior para la Optimización del Sistema Cambiario y la eliminación del actual Sistema de Transacciones con Títulos en Moneda Extranjera (Sitme), que permitía a importadores y personas obtener dólares a una tasa superior a la controlada con la compraventa de papeles públicos.

Venezuela, poseedora de las mayores reservas mundiales de crudo del mundo, tiene una alta dependencia importadora; sólo en materia alimentaria importa, de acuerdo a cifras oficiales, un 40 por ciento de lo que consume.

El año pasado importó bienes por un valor “de casi $57,000 millones”, señaló el viernes Giordani, lo cual triplicaría el volumen normal de importaciones del país.

El titular del BCV también señaló que habrá una flexibilización en la disponibilidad de divisas para los exportadores, ya que a partir de ahora van a tener que reintegrar al BCV un 60 por ciento de las divisas otorgadas frente al 70 por ciento que estaba establecido hasta ahora.

Además, “con el fin de optimizar y crear mecanismos que faciliten los flujos de divisas”, también se decidió flexibilizar la apertura y funcionamiento de cuentas en moneda extranjera en el país, vigente desde junio de 2012, tanto para personas naturales como jurídicas, nacionales o extranjeras.

Se va a permitir, así, a quienes posean esas cuentas, transacciones de divisas a cuentas de su titularidad en el exterior, depositar divisas en efectivo en estas cuentas, pero no retirar moneda extranjera en efectivo o ingresar cheques en divisas.

“Esto no se trata de una sola medida () el Gobierno toma medidas todos los días y entonces seguirá en esta especie de hoja de ruta”, señaló Giordani al aludir a una reciente modificación de los impuestos a ganancias petroleras que garantiza una mayor liquidez al BCV.

El líder opositor, Henrique Capriles, reaccionó acusando al vicepresidente, Nicolás Maduro, de haber escondido un “paquetazo rojo” y de haberse gastado el dinero del país en “campaña, corrupción y regalos en el exterior”.

“Al Sr.Maduro le dan un tiempito más al frente y acaba con el país, miren la inflación de Enero y ahora la devaluación”, dijo Capriles en la red social Twitter.

Súmese a la Discusión

El Nuevo Herald tiene el gusto de ofrecerle la oportunidad de compartir información, experiencias y observaciones sobre las noticias que cubrimos. Los comentarios que haga pueden ser publicados tanto en nuestro sitio en línea como en el periódico. Lo invitamos a que participe en un debate abierto sobre los asuntos del día y le pedimos que evite el uso de palabras obscenas, frases de odio, comentarios personales y señalamientos que puedan resultar ofensivos. Gracias por ofrecernos sus opiniones.

Términos del Servicio