La niña ucraniana Ana Vasilenko, víctima del accidente nuclear de Chernobil, ocurrido en 1986, posan hoy, 1 de abril de 2009, en la villa de Tarará, al este de La Habana (Cuba), donde se han atendido más de 24.023 personas desde que comenzó, en 1990, el programa de atención a las personas, fundamentalmente niños, afectados por esa catástrofe.
La niña ucraniana Ana Vasilenko, víctima del accidente nuclear de Chernobil, ocurrido en 1986, posan hoy, 1 de abril de 2009, en la villa de Tarará, al este de La Habana (Cuba), donde se han atendido más de 24.023 personas desde que comenzó, en 1990, el programa de atención a las personas, fundamentalmente niños, afectados por esa catástrofe. EFE
La niña ucraniana Ana Vasilenko, víctima del accidente nuclear de Chernobil, ocurrido en 1986, posan hoy, 1 de abril de 2009, en la villa de Tarará, al este de La Habana (Cuba), donde se han atendido más de 24.023 personas desde que comenzó, en 1990, el programa de atención a las personas, fundamentalmente niños, afectados por esa catástrofe. EFE

Niños de Chernobil siguen llegando a Cuba décadas después de accidente

01 de abril de 2009 8:05 PM