Deportes

Williams hasta el 2010 con Miami

Los Dolphins extendieron el contrato hasta el 2010 a Ricky Williams, en consideración a las buena impresión que ha causado el running back en todo sentido.

El gerente general de los Dolphins, Jeff Ireland, confirmó ayer la información.

La medida de la franquicia de Miami evita que el jugador de 31 años de edad se declare agente libre y se vaya a otro equipo.

"Williams ha hecho todo lo que le hemos pedido y ha demostrado que sabe jugar'', explicó Ireland. "Se ha hablado mucho de él, pero cuando llegamos a los Dolphins empezamos de cero, y estamos contentos de haberle extendido el contrato''.

La historia de Williams podría servir para escribir una novela.

En el 2002 tuvo una campaña formidable y se convirtió en el mejor acarreador en la NFL con 1,853 yardas. En mayo del 2004 se anunció que había dado positivo de marihuana y en agosto, semanas antes del inicio de la temporada regular, dijo oficialmente que se retiraba del football. Se fue a vivir a Australia, que cruzó en una van VW y dormía en una carpa. Cinco veces no pasó la pruebas de dopaje de la NFL.

Luego de sus aventuras regresó al equipo que no lo recibió precisamente como al hijo pródigo y le pagó $350,000 al año, después de haberlo contratado por $8 millones.

Fue suspendido nuevamente por violar las reglas del antidoping. En el 2006 se incorporó a la liga canadiense como el jugador mejor pagado, con un salario de $240,000.

En noviembre del 2007 hizo su segundo retorno a la NFL, pero sólo tuvo oportunidad de acarrear seis veces el ovoiede y ganar 15 yardas porque se lesionó y terminó la temporada para él en el día de su reaparición.

"Yo no estuvo aquí en el pasado, por lo tanto no sé lo que ocurrió antes'', agregó Ireland sobre Williams. "Todo lo que sabía era producto de lo que leía y lo que circulaba en la NFL. Cuando nosotros llegamos, decidimos darle el beneficio de la duda y el no ha demostrado que es un jugador dedicado''.

Ireland informó que el desempeño de Williams, igualmente, ha dejado muy satisfechos al entrenador Tony Sparano y el vicepresidente del club, Bill Parcells.

  Comentarios