Deportes

La Serie Nacional cubana copiará varios aspectos de las Grandes Ligas

Aunque la Comisión Nacional de Béisbol todavía no se ha pronunciado alrededor de varios temas vinculados a la próxima temporada beisbolera, se conoció de una serie de medidas en el sistema competitivo del importante evento.

Sin fijarse los detalles en cuanto a total de juegos y atletas, así como el tope de sus edades, se conoce que por primera vez desde 1999, la Serie Nacional tendría un certamen sucursal que tiene muchas más puntos positivos que negativos.

Tal es la seguridad de la Liga de Desarrollo o Campeonato de II categoría, que ya las preselecciones provinciales dividieron sus grupos en principal y sucursal, con planificaciones diferentes y por separado.

Sin dudas será el cambio más significativo en la temporada beisbolera, que dará más opciones a los directores de la Serie Nacional, especialmente con respecto al pitcheo.

Pudieran ser 45 partidos, con un desarrollo los fines de semana en estadios no cabecera, sin play off para evitar el championismo y con las subidas y bajadas antes de comenzar cada subserie.

El total de jugadores pudiera ser 25 en el primer equipo y 25 en el de abajo. Y el nombre, preferiría Serie Nacional B o de II categoría, y no Liga de Desarrollo.

Se ha hablado de mantener el límite de edad de 23 años, que no era una mala idea cuando se celebró este torneo entre 2004 y 2007 previo a la Serie Nacional y no paralelo, pero ahora sería poner una camisa de fuerza, imposibilitando que se baje por lesión o bajo rendimiento a hombres por encima de esa edad. Además, ¿quién dijo que un pelotero no puede empezar a desarrollar entre 24 y 30 años? Para hacer las cosas del todo bien, es mejor que como el principal campeonato, no existan barreras de este tipo.

La estructura de la Serie Nacional no variará hasta donde hemos sabido. Se mantendrán los 90 juegos, con los mismos 4 grupos, enfrentamientos y sistema de clasificación.

Sí se habló de extender el play off de cuartos de final hasta 7 juegos, y no el tope de cinco utilizado desde el nacimiento de esta primera fase de post-temporada en 1998.

La inauguración será entre la segunda quincena de noviembre y la primera de diciembre, con el partido Santiago de Cuba-Pinar del Río en el estadio Guillermón Moncada, como el inicial del torneo.

Se maneja el comenzar los encuentros del intermedio de semana a las 7:00 pm y no a las 8:00 pm, mientras sábados y domingos pudiera ser a las 4:00 pm.

Para mejorar y preservar el pitcheo, siempre habrá un día de descanso entre subserie y subserie, lo que obliga a que la fecha de asueto pueda caer cualquier día de la semana.

La pelota japonesa "Mizuno 150'' no ha tenido objeciones importantes para ser susitituida a pesar de su bote.

Se estudia una ley de no permitir la participación de peloteros en categoría AA y AAA dentro de la Serie Nacional.

Con relación a los equipos, se mantienen los mismos favoritos, sobre todo Santiago de Cuba e Industriales, con un segundo grupo con algunas desventajas pero con opciones de llegar al menos hasta la semifinal, como Villa Clara, Sancti Spíritus, Pinar del Río, La Habana, Las Tunas y el propio Granma.

  Comentarios