Deportes

Manny Ramírez le costará caro a los Dodgers

Tal vez los Dodgers se merecían una ganga luego de invertir su dinero en algunos jugadores que ni siquiera están en su roster de la postemporada. Pero el equipo no llegó a imaginarse el impacto que el dominicano Manny Ramírez ha tenido en un equipo que no tenía rumbo antes de que adquirieran al toletero de los Medias Rojas el 31 de julio.

Ahora hay más aficionados en las gradas y más música en el camerino. En el terreno, el quisqueyano se ha echado a los Dodgers al hombro para llevarlos hasta la Serie de Campeonato de la Liga Nacional por primera vez desde 1988.

Sin el guardabosque, el Dodger Stadium hubiera estado vacío este fin de semana. Con Manny, el estadio estará repleto para ver si los Dodgers pueden igualar la serie contra los Filis.

El toletero ha traído energía a la franquicia y a sus seguidores. En una ciudad llena de estrellas, él se ha convertido en la estrella más grande.

Pero el jugador que no les ha costado un centavo podría estar de salida al terminar la temporada. Habrá un precio a pagar para que Manny siga siendo Manny en Los Angeles -- y será bastante alto.

Pronto los Dodgers tendrán que tomar una decisión, y no parece ser tan fácil. Teniendo en cuenta lo que Ramírez ha hecho por el equipo, no se sabe si esta relación será a largo plazo.

¿Será que invierten casi toda la franquicia en Ramírez con las esperanzas de que durante sus próximos años continúe con su excelente producción? ¿Será que toman el riesgo con las esperanzas de que seguirá siendo el líder en el clubhouse, cuando su anterior equipo no lo quería en ese clubhouse?

En estos momentos, si los Dodgers le dan a Manny un contrato de 10 años los seguidores de los Dodgers no estarían molestos. Además, ellos ya están acostumbrados a malos pactos, como el que el equipo hizo al firmar a Andruw Jones antes de darse cuenta que ya no podía batear.

A veces todos pueden tener una mala memoria, pero no fue hace mucho que Ramírez empujó a un asistente del equipo. También no fue hace mucho que Ramírez estaba hablando por el celular dentro del muro en el Fenway Park y no fue hace mucho que no se esforzó para correr durante roletazos dentro del cuadro.

Este fue el mismo jugador que Curt Schilling dijo que tuvo "una falta de respeto hacia sus compañeros y otras personas, la cual creó una situación que no se podía resolver".

"Fue muy amable y de buenos modales, pero hubieron ocasiones en las que no sabías quién era", explicó Schilling recientemente. "Por la mayor parte era buena, pero hubieron momentos que llegaba y decía, 'ya no aguanto a este equipo, me quiero ir'‘‘.

El dueño y presidente de los Dodgers, Frank McCourt tendrá que pagar un alto precio. Ramírez tal vez pedirá un contrato similar al de Alex Rodríguez, cerca de los US$25 millones por año durante cinco temporadas y si los Dodgers no pagan ese precio, otro equipo lo hará.

Eso es una enorme inversión en un pelotero que viene con mucha controversia y tendría 41 años de edad durante el último año de su contrato. Pero los Dodgers son un equipo de gran mercado con una amplia nómina, así que no es cuestión de que si pueden pagar una gran cantidad para quedarse con Ramírez.

La única interrogante es si les costará más si no lo hacen.

  Comentarios