Deportes

Beckett tiene en sus manos las ilusiones de Boston

Josh Beckett.
Josh Beckett.

Sentado en su sillón predilecto frente a su televisor en North Carolina, Jack McKeon comprendió que algo no andaba bien en el pitcher que hacía cinco años lo llevó a ganar su único título de Serie Mundial.

"Algo no está bien. No es el mismo. Está dejando muchas pelotas encima del plato y su recta no se ve tan dominante'', dijo el ex piloto de los Marlins al diario The Providence Journal.

Son palabras que no traen ningún consuelo para los Medias Rojas de Boston, que tendrán al derecho en el montículo esta noche en el sexto partido de la Serie de Campeonato de la Americana ante los Rays de Tampa Bay.

Con los patirrojos abajo 3-2, Beckett no tendrá espacio para dejar las pelotas encima del plato.

El Más Valioso de la Serie Mundial del 2003 tiene dos aperturas en esta postemporada y su trabajo ha sido bastante mediocre. De hecho, en 9.1 episodios le han conectado 18 imparables con 12 carreras limpias para efectividad de 11.57.

En su última salida, los Rays vivieron un día de fiesta al pisarle el plato ocho veces en 4.1 episodios.

El manto de duda que envuelve a Beckett no es su talento ni su capacidad para lanzar en los momentos importantes, sino si está completamente recuperado de su molestia en un músculo del torso. De hecho, un diario de Boston reportó que había recibido hace tres días una inyección contra el dolor, información que desmintió el mismo lanzador.

En el Tropicana Field, mientras tanto, también hay incertidumbre luego de la increíble derrota en el quinto partido, cuando los Rays ganaban 7-0 con siete outs para acceder a la Serie Mundial y no lo hicieron.

"Claro que molesta perder de esta forma, pero aún tenemos la ventaja y estamos tranquilos'', dijo el mánager de los Rays Joe Maddon, quien en su reajuste de la rotación colocó a James Shields para el encuentro de esta noche.

A diferencia de Beckett, Shields sí ha rendido en la postemporada y ante los Medias Rojas en el primer juego de la Serie de Campeonato, laboró 7.1 episodios en los que permitió sólo dos anotaciones y seis hits, aunque al final se llevó la derrota.

"A lo largo de toda la campaña, James ha hecho un gran trabajo para nosotros'', consideró el toletero dominicano de los Rays, Carlos Peña.

Y Shields pudiera tener que replicar su actuación del primer desafío para sofocar la inesperada rebelión de unos Medias Rojas que definitivamente parecen experimentar un deleite especial para sobreponerse a las desventajas.

El espíritu de los Yankees del 2004 y de los Indios del 2007 --que desperdiciaron una ventaja de 3-1 en las Series de Campeonato ante los Medias Rojas-- ronda el Tropicana Field y Shields tendrá la misión de espantarlo.

  Comentarios