Deportes

Dura bienvenida a Olsen en su antigua casa

La rotación es considerada la mejor pieza del engranaje de los Marlins de Florida. Anoche se dio una prueba de ello.

Josh Johnson maniató por completo a la ofensiva de los Nacionales de Washington y los peces se apuntaron su segunda victoria de la temporada al imponerse 8-2 anoche en el Dolphin Stadium ante 11,124 aficionados.

El derecho, que se llevó la victoria, lanzó 6.2 entradas en blanco, en las que permitió siete hits y ponchó a ocho, para quedarse a uno de igualar su marca personal.

"Se me facilitó todo luego de que el equipo marcara rápido'', dijo Johnson, que en tres innings ya tenía ventaja de 8-0. "Así que me concentré en lanzar strikes y tratar de no darle boleto a nadie''.

Para ganar no sólo hay que lanzar sino también anotar carreras, y los peces una vez más lo hicieron en grandes cantidades ante los Nacionales, a los que batieron 12-8 la tarde del lunes.

Sin pensar en sentimentalismos, los bateadores de los peces zarandearon a su ex compañero Scott Olsen, quien terminó lanzando apenas tres entradas, en las que recibió ocho anotaciones, en una de sus peores salidas en el Dolphin Stadium.

Anoche no sólo volvió a surgir el dominicano Emilio Bonifacio, héroe del primer partido, sino también el poderío de larga distancia del conjunto marino.

El mexicano Jorge Cantú disparó su segundo jonrón del año, un estacazo de dos en el primer inning, y Dan Uggla el primero -de dos en el tercer inning- para redondear una ofensiva que ya lleva seis bambinazos en dos encuentros.

"Sabemos que no siempre vamos a contar con los jonrones, que también utilizaremos la velocidad y las jugadas pequeñas, pero igual siempre estoy muy contento con lo que ha mostrado con el bate el equipo'', apuntó el mánager Fredi González.

La ofensiva de los peces aprovechó un costoso descuido de Olsen en el segundo, luego de que el abridor de los Nacionales le diera, con dos ous outs y un hombre en la intermedia, un boleto con cuatro bolas seguidas a Johnson.

Bonifacio continuó el rally con imparable que produjo una.

Luego en el tercero, Olsen fue castigado con cinco anotaciones, en la que estuvo involucrado el segundo extrabase del dominicano Ronny Paulino, quien hacía su debut con los peces, y un triple de Bonifacio, que estuvo a punto de convertirse en jonrón dentro del campo.

Washington hizo tres en los dos últimos innings, pero la reacción de los visitantes nunca puso en peligro la segunda conquista de los organización marina en la joven campaña.

  Comentarios