Deportes

Franchitti, nuevo rey en Homestead

DARIO FRANCHITTI
DARIO FRANCHITTI

El retorno de Dario Franchitti a la Serie Indy no pudo haber sido mejor. Una vez más se coronó campeón.

Franchitti emergió con éxito en uno de los finales más cerrados en la historia de IndyCar, al ganar la última carrera de la temporada ayer en el Indy 300 celebrado en el autódromo Homestead-Miami.

Fue la primera vez en la historia de esta serie que se corrió sin haber penalizado a ningún piloto.

El campeón del 2007 --quien dejó Indy en el 2008 para probar suerte en NASCAR -- contuvo los embates de sus compañeros de equipo de Target Chip Ganassi, Scott Dixon y al piloto de Penske Racing, Ryan Briscoe. Franchitti, Dixon y Briscoe luchaban por el título.

El día 10 del décimo mes del año, el coche número 10 de Franchitti se coronó el rey supremo en IRL.

"No puedo creerlo'', manifestó Franchitti. "Todo nos salió bien''.

En las últimas 50 vueltas de la carrera, Franchitti estuvo guardando combustible. Cuando sus dos perseguidores entraron a los pits más tarde, la carrera ya fue suya.

"Seguimos al pie de la letra nuestra estrategia'', señaló el triunfador.

Franchitti sumó 616 puntos, mientras que Tony Kanaan terminó cuarto y Helio Castroneves quinto.

El promedio de velocidad de 201.420 mph fue el segundo más rápido en la historia de IRL, solamente detrás de los 207.151 mph que se marcó en California, en el 2003.

  Comentarios