Deportes

Uruguay sangra por una herida que lleva por nombre Luis Suárez

RIO DE JANEIRO - Uruguay está herido dijo el entrenador Oscar Tábarez, el viernes en el Maracaná, el escenario donde la celeste escribió una de las páginas más gloriosas del fútbol mundial, y acusó a la FIFA de usar Luis Suárez como “chivo expiatorio”.

Conmovidos y con el corazón roto, los charrúas enfrentarán a Colombia, el sábádo en el Maracaná por lo octavos de final del Mundial de Brasil 2014.

“Luis Suárez jamás estará solo”, dijoTábarez con voz emotiva. “Estamos heridos pero con una fuerza increíble y saldremos al partido de mañana [sábado] con muchísima rebeldía”.

En una sala de prensa colmada por decenas de periodistas de todo el mundo, Tábarez dijo que iba a hacer una declaración sobre el caso Suárez y que no daría respuestas.

“Con Suárez se aplicó la teoría del chivo expiatorio”, dijo el entrenador de los celestes. “Lo que olvidó la Comisión de disciplina de la FIFA es que ese chivo expiatorio es una persona. Luis Suárez ha hecho muchos aportes dentro de las canchas”.

Tábarez anunció su renuncia como miembro de la Comisión de Estrategia de la FIFA y dijo que antes del episodio de Suárez se han visto en este Mundial cosas que se han medido con otra vara.

“No justifico nada”, agregó Tábarez. “Pero siempre debe darse una oportunidad a las personas”.

El gran misterio del sábado es saber cuál será el efecto en la selección uruguaya de la sanción a Suárez, más allá de las expresiones de su entrenador.

Ambas selecciones entrenaron el viernes en el estadio de Fluminense.

Horas antes de la presencia de Tábarez en el Maracaná, el entrenador de Colombia, el argentino José Pekerman y el arquero David Ospina se mostraron optimistas sobre sus posibilidades y alertas sobre la tradición de Uruguay.

“Respetamos muchísimo a Uruguay”, dijo Pekerman. “En cualquier situación es un rival altísimo. Tenemos una prueba muy dura”.

Pekerman también dejó en clara que su preocupación es Uruguay y no un hecho particular, en referencia al caso Suárez.

“Queremos seguir trabajando y creciendo”, explicó. “Ojalá podamos llevar a Colombia hasta instancias más altas”.

Mientras, Ospina expresó que pese a que no está Suárez, Uruguay tiene delanteros muy capaces.

“Cavani, Rodríguez, entre otros, pueden hacer las cosas muy bien”, dijo el arquero. “Será un partido muy duro. Colombia quiere ir más lejos”.

  Comentarios