Deportes

Keylor Navas, un digno heredero de Luis Gabelo Conejo

La Costa Rica que llegó a octavos de final en el Mundial de Italia-1990 tenía bajo los palos a un carismático líder como era Luis Gabelo Conejo, que transmitía la misma seguridad que ahora irradia Keylor Navas, en el equipo que jugará esa misma ronda el domingo ante Grecia.

Hace 24 años, Keylor tenía apenas 3 y medio de edad, por lo que su recuerdo del éxito de aquel equipo ‘tico' que dirigía el serbio Bora Milutinovic le viene de referencias posteriores.

Pero creció viendo y admirando a Luis Gabelo Conejo, uno de los jugadores más carismáticos de aquel plantel, con el que luego pudo coincidir en una relación de maestro-alumno que ha dado sus frutos.

El arquero de 1990 que se arrodillaba antes de cada partido para rezar fue incluso elegido por la prestigiosa publicación France Football como el mejor de aquel Mundial junto al italiano Walter Zenga, pese a que Costa Rica quedó eliminada en octavos de final al perder 4-1 ante Checoslovaquia, pero la lluvia de goles no la recibió el ‘Conejo de la Suerte', sino su habitual suplente, Hermidio Barrantes.

Luis Gabelo Conejo estaba lesionado, por un inoportuno golpe en un hombro, y tuvo que dejar su lugar en ese partido decisivo, donde Tomas Skuhravy fue la estrella, con un ‘triplete' que clasificó a los checoslovacos para cuartos.

Hasta ese punto, el arquero titular de la ‘Sele' en Italia se había ganado todos los elogios en la primera fase, en las victorias 1-0 sobre Escocia y 2-1 ante Suecia, e incluso en la derrota 1-0 con Brasil, donde fue un auténtico muro para la Seleçao, que sufrió muchísimo para ganar, con un solitario tanto de Müller.

Keylor Navas ha sido, inevitablemente, comparado con el que durante mucho tiempo ha sido su guía y espejo donde verse reflejado. Pero la admiración va en los dos sentidos.

“Tiene unas características especiales. Es explosivo, rápido, bueno en el mano a mano. En el fútbol europeo no hay muchos con las características que tiene Keylor”, afirmó a principios de este año Conejo, vaticinando que el actual arquero del Levante será el más cotizado de la Liga española en poco tiempo.

Pero la relación Conejo-Navas viene desde hace tiempo. Ambos tuvieron además una experiencia común, ya que los dos dieron el salto al fútbol europeo con destino al mismo club, el Albacete español, donde Conejo jugó de 1991 a 1994 y en el que Navas se estrenó en la Liga en la temporada 2010-2011, antes de pasar al Levante, que continúa defendiendo.

“Gabelo es muy querido y recordado acá. Ha sido mi entrenador y le tengo mucha estima. El hecho de que él dijera que yo soy mejor de lo que él fue me abrió mucho el camino”, dijo un joven Navas a su llegada a Albacete hace cuatro años.

En el Mundial de Brasil, Navas ha sido titular en los tres partidos del equipo y sólo ha recibido un gol, el penal transformado por Edinson Cavani en el primer partido, en el que sus compañeros remontaron después (3-1). Ante italianos (victoria 1-0) e ingleses (empate 0-0) mantuvo el arco a cero.

En ese último partido desesperó a los ingleses, que ya estaba eliminados pero que querían irse del torneo con una victoria, que no pudieron lograr pese a la insistencia de Daniel Sturridge. Navas, como premio, fue elegido el mejor del partido por su exhibición en el Mineirao de Belo Horizonte.

“A nivel personal estoy muy satisfecho, a todos los futbolistas les gusta que les reconozcan, pero lo importante es el trabajo del grupo. Estamos muy felices”, dijo entonces, pensando ya en el desafío de los octavos.

Luis Gabelo Conejo no pudo jugar esa ronda de octavos, pero Navas, salvo contratiempo de última hora, sí podrá estar bajo el arco y, de paso, saldar una vieja cuenta pendiente de su maestro.

  Comentarios