Béisbol

Se luce el Rivas

EL CAÑON del Rivas fue 
Roberto Carlos Vega.
EL CAÑON del Rivas fue Roberto Carlos Vega.

Luciendo una casta de dos veces campeón de la Liga de Béisbol del sur de la Florida, el Rivas arrolló dos veces a la Selección de la Liga Internacional del Northwest.

El primer juego relampagueó con truenos desde el inicio con 4 rayos imparables entre ellos un metrallazo de tres bases de Roberto Carlos Vega que remolcó a Yuri Lopetegui y a Carlos Castillo. Un racimo de 4 anotaciones hizo el Rivas en la parte baja del primer inning en respuesta a la primera y única anotación de los muchachos del Northwest abriendo el juego por medio de base por bolas a Kevin Gibbs, robo que provocó mal tiro del receptor para llegar a tercera de donde seguidamente anotó con infield hit Ibrahim Navarro, la única carrera que hicieron en todo el juego.

El Rivas volvió a agredir al lanzador abridor del Northwest Nelson Salgado en el cuarto episodio con hit de Reyni Fuentes, tubey de Sanin Martínez y sencillo de David Iglesias para apuntase dos carreras más que sumaron el marcador final de 6-1.

Saldaña fue explotado y entró a rescatarle Enrique Salgado, quien detuvo la avalancha rivense el resto de juego sorteando las embestidas y logrando colgarle cuatro ceros al poderoso Rivas. Roberto Carlos Vega, con un doblete, le rompió la cadena de 12 bateadores que Salgado había enfilado.

Mientras por el Rivas, Yusdel Tuero laboró siete entradas sin preocupación alguna. Tuero permitió 5 hits, ponchó a 7 y dio 3 bases. En la pasada temporada, Tuero, rompió el record de struck-outs de la Liga al ponchar a 116 y dejar la marca anterior de 111 impuesta por el venezolano Roberto Palencia en el 2005.

El zurdo Henry Martínez le "echó una manita'' a Tuero y complementó el juego sin angustia alguna.

Desniveladas las tensiones en el Tamiami Park, el carismático manager del Rivas, Manuel Baltodano, movió sus fichas y alineó sustitutos frescos para el segundo compromiso, mientras las inquietudes y preocupaciones reinaban en la acera de enfrente.

Los gemelos Martínez, Carlos y Daniel, fueron los asignados a este juego. Carlos abrió y laboró 4 entradas en las cuales tuvo mala suerte al permitir 6 anotaciones, de las cuales 4 fueron mal habidas por los Norweseros.

Daniel salió a defender su sangre en el quinto pero falló al permitir una carrera, lo que obligó al mentor Baltodano a traer a Esdiani Puentes, quien a la postre se apuntó el juego ganado lanzando hasta el séptimo.

Al abrir el octavo, el Rivas hizo 2 carreras que decretaron el 9-7 final.

La máxima figura del Rivas, Carlos Castillo, selló el juego y fusiló a los bateadores de los dos innings finales.

Del Northwest, Dilmer Martínez enfrentó al Rivas pero las embestidas fueron feroces y en el séptimo fue explotado. Dilmer permitió 10 hits y 7 carreras. Eloy Matamoros trató de detener la caída de su equipo pero no pudo y cargó con la derrota.

  Comentarios