Béisbol

Decepción en Miami ante la baja de Alex Rodríguez en los Yankees

Alex Rodríguez ayer en el banco del estadio.
Alex Rodríguez ayer en el banco del estadio.

A las 4:48 de la tarde entró Alex Rodríguez al clubhouse de visitantes del Land Shark Stadium. En su mano, un celular con el que intercambiaba rápidamente mensajes de textos, que más de una vez le hicieron dibujar una sonrisa en el bronceado rostro.

A-Rod confesó estar contento de estar en Miami, el lugar donde creció y empezó a dar sus primeros pasos como pelotero. Un pequeño detalle empañó su felicidad.

"No voy a poder jugar. Voy a descansar por dos partidos'', aseguró el antesalista de los Yankees de Nueva York. "Es una lástima porque mi mamá y mi hija venían a verme''.

Su familia no era la única decepcionada.

Coromoto Guzmán no podía creerlo. "Vine a ver a Alex. Para eso compré la entrada. ¿En serio no va a jugar?", preguntó mientras caminaba por los pasillos del estadio, esta venezolana de 30 años y residente de Aventura.

"Es una pena, imáginate justo compré los tickets para hoy (ayer) y mañana (hoy)'', se lamentó Guzmán, enfundada en una camiseta de los Yankees con el 13 en el dorso, el número del jugador mejor pagado de la pelota.

En medio del año más complicado de su carrera, Rodríguez alegó sentir una fatiga general.

El jugador de origen dominicano se vio forzado a admitir en febrero que había usado sustancias ilegales para mejorar el rendimiento y luego una operación en la cintura le impidió iniciar la temporada con los Yankees.

Para completar está promediando .212 y acarrea un largo slump en el que apenas ha conectado tres inatrapables en sus últimos 36 turnos al bate.

"Hablé con Joe (Girardi, mánager de los Yankees) y concordamos que es lo mejor para el equipo'', apuntó A-Rod.

Para Guzmán y otros aficionados --aunque no necesariamente fanáticos de A-Rod-- no fue lo mejor.

"¿Qué no juega A-Rod? Pero si venía a gritarle "cheater'' (tramposo en inglés). Vine para fastidiarlo en todo el partido'', apuntó Yudel Gómez, un cubano de 35 años. ‘‘Ni modo, se salvó''.

* Fredi González, mánager de los Marlins, admitió haber quedado impresionado la primera ocasión que vio a Alex Rodríguez, pese a que aún era un muchacho de 16 años.

"Gary Hughes (supervisor de cazatalentos de los Marlins en 1993) me pidió que fuera a la escuela Westminster. Me dijo, "quiero que veas a un muchacho ahí''. Cuando lo vi era evidente que tenía grandes cualidades. Le dije a Gary que ese muchacho me pudo haber ayudado con el equipo que yo dirigía en ese momento en Clase A", recordó el dirigente cubano.

* Los peces activaron ayer antes del partido al venezolano Renyel Pinto y enviaron a Doble A al dominicano Cristhian Martínez.

Pinto, fuera de acción desde finales de mayo por una inflamación en el codo, lanzó el martes y miércoles en triple A. "Me siento bien. Ya estoy listo'', apuntó el zurdo, que tendrá un cambio de rutina a partir de ahora.

"No voy a hacer más lanzamientos de calentamiento en el terreno plano, sino que de una vez lo haré sobre el montículo'', explicó.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios