Béisbol

Una nueva historia por contar en el terreno

DEREK JETER nunca se había perdido una postemporada con los Yankees hasta el 2008, cuando no clasificaron. Foto del 12 de septiembre.
DEREK JETER nunca se había perdido una postemporada con los Yankees hasta el 2008, cuando no clasificaron. Foto del 12 de septiembre. Associated Press

Derek Jeter tuvo demasiado tiempo libre durante el pasado otoño y no le gustó para nada.

Con los Yankees de Nueva York de vuelta en la postemporada, su capitán está contento de que volverán a estar muy ocupados en octubre.

Jeter nunca se había perdido una sola postemporada sino hasta el año pasado, cuando la racha de los Yankees de 13 campañas seguidas como invitados a los playoffs concluyó estrepitosamente.

El tercer lugar de su división no fue un buen final para el viejo Yankee Stadium y Jeter ahora está agradecido de que su nuevo estadio será sede de partidos de postemporada en su primer año.

"Es casi como cuando uno es niño y sus padres no le permiten a uno salir a jugar'', indicó Jeter. "Uno ve a los otros afuera de la ventana porque uno está castigado, y así fue como me sentí. Ahora que ya superamos el castigo uno puede volver a salir''.

Nueva York se convirtió en el primer equipo de las Grandes Ligas en pasar a los playoffs. Lo hicieron el martes por la noche, pero no celebraron su 14to avance a la postemporada en 15 años.

Los Rangers de Texas garantizaron el boleto de los Yankees al caer ante los Atléticos de Oakland y Nueva York tuvo que esperar otros 55 minutos para llevarse una victoria 6-5 ante los Angelinos.

"Seguimos avanzando. Todavía hay mucho béisbol que jugar. Aún nos quedan 10 partidos y sabemos qué queremos hacer. Obviamente hay emoción con el hecho de estar en playoffs, pues esa era nuestra primera meta, pero aún hay otras como ganar la Serie Mundial'', indicó el piloto de los Yankees, Joe Girardi.

Nueva York fue eliminado el otoño pasado en la temporada de debut de Girardi, superados por los Medias Rojas y los sorprendentes campeones de la Liga Americana, los Rays de Tampa Bay.

Incluso después de un típico receso de temporada caracterizado por las grandes compras que trajeron a los serpentineros CC Sabathia, A.J. Burnett y al toletero Mark Teixeira al Bronx, las posibilidades de que los Yankees de ir a la postemporada en mayo no eran fiables cuando estaban a 6½ juegos del primer lugar y con foja de 15-17.

Sin embargo, tomaron el liderato del Este de la Liga Americana hace poco más de dos meses y no lo han vuelto a soltar.

"Esa es la expectativa aquí cada año y esto ciertamente es muy agradable'', indicó Girardi, quien fue receptor de los Yankees.

"Vamos a jugar en octubre, pero aún necesitamos lograr algunas cosas antes de que termine la temporada'', agregó.

Los YanKees ganaron 17 series de playoffs y cuatro Series Mundiales en ese lapso de 13 años a partir de 1994, pero Jeter y sus compañeros están bien conscientes de los fracasos recientes del equipo.

Nueva York no ha ganado un campeonato de Serie Mundial desde el 2000 y su última victoria en una serie de playoffs se remonta al 2004. Han perdido cuatro series en fila mientras que sus archirrivales Medias Rojas de Boston se llevaron dos títulos.

Con una serie el fin de semana con Boston, los Yankees tienen en seis el número mágico para ganar la División Este.

"Liderar la división definitivamente nos hará un poco más felices, pero desafortunadamente no será suficiente para nosotros hasta que ganemos la Serie Mundial. Nuestras expectativas son altas, y no queremos emocionarnos demasiado hasta que hayamos triunfado en la Serie Mundial'', indicó el jardinero Johnny Damon.

  Comentarios