Béisbol

Una esperanza para el futuro

RICK VANDENHURK se llevó la victoria luego de una sólida actuación sobre los ya clasificados Filis.
RICK VANDENHURK se llevó la victoria luego de una sólida actuación sobre los ya clasificados Filis. Associated Press

El nombre de Rick VandenHurk no se mencionaba cuando se hablaba de lo que sería la rotación de los Marlins de Florida para el 2009. El próximo año pudiera ser diferente.

El derecho volvió a realizar otra sólida actuación para finalizar el año como uno de los mejores hombres en el montículo del mánager Fredi González y los peces se impusieron 7-2 a los Filis de Filadelfia en el primer juego de la última serie de la temporada para los floridanos.

VandenHurk, quien empezó esta contienda en la lista de inhabilitados, no era uno de los cinco abridores de los Marlins para el 2009, ya que los lugares estaban ocupados por Josh Johnson, Ricky Nolasco, Aníbal Sánchez, Andrew Miller y Chris Volstad.

El holandés encontró un bache ante las lesiones y la inconsistencia de sus colegas y en sus salidas más recientes ha sido una oda a la consistencia, catapultando su chance para ser considerado como un serio aspirante a formar parte de la rotación en la próxima temporada.

De hecho, en lo que fueron sus últimas cinco salidas del año cosechó 27 episodios, en los que le anotaron 10 rayitas limpias para una efectividad en ese lapso de 3.33.

VandenHurk (3-2) se llevó el triunfo en una labor de seis entradas en las que recibió cinco hits y dos carreras. Entregó un boleto y ponchó a dos.

El holandés llegó a retirar en un pasaje del partido a ocho hombres en forma consecutiva y a 11 de 12 toleteros.

Fue la undécima apertura de la temporada para VandenHurk, que ha permitido más de dos carreras en sólo tres ocasiones.

El único parpadeo de VandenHurk fue en el primer inning cuando Ryan Howard le conectó un jonrón, su número 44, con un hombre en base.

El batazo sirvió para empatar el desafío ya que los peces anotaron dos en la parte alta de ese episodio ante el abridor de los Filis, Joe Blanton, ambas remolcadas por el inspirado Jorge Cantú.

El equipo se fue arriba con dos anotaciones en el inning siguiente, impulsadas por Chris Coghlan y Cameron Maybin.

En el séptimo, los Marlins ampliaron la diferencia por sencillo con las bases llenas de Dan Uggla, colocando el juego 5-2.

La estocada final llegó en el octavo cuando la nave floridana volvió congestionar las bases y pisaron el plato dos veces, una por fly de sacrificio de Cantú y la otra por sencillo de John Baker.

En total, Cantú llegó a 28 impulsadas en el mes de septiembre, la segunda cantidad más alta en este período en las Mayores, detrás de las 29 de Howard.

Hoy los Marlins enfrentarán a las 4 de la tarde a los Filis en un partido que será transmitido en todo el país. Para este desafío regresará a la alineación Hanley Ramírez, quien lidera el rubro de bateo de la Nacional, y quien recibió un descanso ayer.

  Comentarios