Béisbol

Mike Lowell da su versión

MIKE LOWELL reacciona con frustración luego de poncharse el 5 de octubre del 2008 en Boston.
MIKE LOWELL reacciona con frustración luego de poncharse el 5 de octubre del 2008 en Boston. Associated Press

Mike Lowell estuvo a punto de cambiar de uniforme. Una lesión en el pulgar frustró la negociación, dejando al ex Marlin boricua en una situación un tanto incómoda con su actual equipo, los Medias Rojas de Boston.

"No tengo problemas en que Boston me quiera cambiar'', dijo Lowell desde su hogar en Orlando a la estación WEEI.com.

El antesalista dio su versión de lo sucedido señalando que una supuesta falta de comunicación con el cuerpo médico del equipo no fue la razón por la que su operación se retrasó.

En las Reuniones Invernales en Indianapolis se reportó que Boston y los Rangers de Texas habían llegado a un acuerdo para transferir a Lowell al conjunto texano, a cambio del catcher venezolano Max Ramírez.

No obstante, el fin de semana pasado se informó que Lowell necesitaba una cirugía para reparar unos ligamentos, y tardaría entre mes y medio y dos meses para recuperarse. Texas de inmediado canceló la posible transacción.

Lowell sufrió la lesión el 2 de octubre y por el dolor que presentó no jugó en los dos últimos partidos de la temporada regular.

En los playoffs jugó con el pulgar vendado. "Apenas sucedió la lesión le manifesté al cuerpo médico de Boston que me dolía mucho. Ellos pensaron que podría ser un esguince o un golpe en el hueso. No quiero culpar a nadie de esto porque en el 2007, mi otro dedo pulgar también se lastimó y hubo algo de confusión pero al final todo salió bien'', enfatizó el toletero derecho.

Esta vez la situación fue diferente.

El 7 de diciembre, Boston le pidió hacerse una resonancia magnética en el pulgar.

"Ahí es cuando se pensó que podría tratarse de algo más serio de lo que se pensó originalmente'', admitió Lowell.

  Comentarios