Béisbol

Cuba y Grandes Ligas, ¿lo que no pudo lograrse en tiempos de Obama se alcanzaría en la época de Donald Trump?

VIDEO: Exiliados cubanos se reúnen en caravana para protestar política Obama hacia Cuba

Cientos de exiliados cubanos se concentraron este sábado 06 de junio de 2015 en Miami para protestar contra la política del presidente estadounidense Barack Obama hacia la isla.
Up Next
Cientos de exiliados cubanos se concentraron este sábado 06 de junio de 2015 en Miami para protestar contra la política del presidente estadounidense Barack Obama hacia la isla.

Lo que no pudo lograrse en época del negociador Barack Obama, ¿podrá lograrse en los tiempos del turbulento Donald Trump? ¿Se alcanzará un acuerdo entre las Grandes Ligas y las autoridades deportivas cubanas cuando menos parecía posible?

Al menos, algo se está moviendo de un lado y otro, a juzgar por los reportes de prensa que corrieron este martes y apuntaban a un potencial anuncio de parte del organismo rector del béisbol profesional para permitir la firma ordenada y regulada de peloteros de la Mayor de las Antillas.

Otras personas cercanas al tema mostraron un alto nivel de escepticismo con un pacto -una lo tildó de ridículo- en este sentido, dada la tirantez existente entre Cuba y Estados Unidos por estos días, y otros la calificaron de imposible por ahora que no pasa de ser una propuesta para un tiempo futuro e imprevisible.

Todo lo relacionado con la contratación de jugadores cubanos por Grandes Ligas debe tomarse con pinzas debido al entramado de leyes que necesitan esfuerzos conciliatorios de ambos gobiernos, cuyas relaciones pasan por un momento delicado, con una embajada en mínimos de funcionamiento.

Estas son las noticias sobre Cuba que destacaron esta semana: Apertura oficial de embajadas, reunión Kerry-Rodríguez y posible viaje de Obama a Cuba (Reportera: Nora Gámez Torres; video: José Iglésias/El Nuevo Herald).

De acuerdo con un artículo de LA Times, un proyecto de acuerdo para permitir negocios con peloteros cubanos fue presentado de manera muy secreta a los clubes durante las recién finalizadas Reuniones Invernales en Las Vegas.

Otras publicaciones como Cibercuba –primera en hablar del tema-, OnCuba y El Nuevo Día daban este acuerdo como un hecho concreto que sería dado a conocer en los próximos días o quizás horas.

Un correo electrónico enviado a los encargados de relaciones públicas de Las Mayores no había recibido respuesta al momento de entregar este artículo en la redacción de El Nuevo Herald.

Lo cierto es que, de entrar en efecto, el acuerdo pondría fin a una época en la cual centenares de peloteros escaparon hacia terceros países en busca de residencia como paso previo para obtener la acreditación de agentes libres.

Una modalidad muy utilizada –sobre todo por prospectos de categorías inferiores- en los últimos tiempos era la de partir de manera legal en busca de esta vía para integrarse al béisbol profesional.


Aunque todavía no queda clara la exactitud de los capítulos de este proyecto, todo apunta -de acuerdo con el diario angelino- a que los clubes pagarían un 25 por ciento del bono de firma o entre un 15 o un 20 por ciento del total del valor garantizado del pacto a la Federación Cubana de Béisbol (FCB) para liberar a los jugadores.

Estos pagos de “liberación’’ a las autoridades cubanas no contarían sobre las sumas de los equipos para gastar en el mercado internacional que es determinada de temporada a temporada.

Si algún pelotero determinara escapar habría algún tipo de período de castigo antes de que pueda ser considerado por los 30 conjuntos y cuando se produzca la firma todavía debería a pagarse a Cuba la cantidad estipulada en el acuerdo con Grandes Ligas.


Cabría esperar, además, algún tipo de pronunciamiento por parte del Sindicato de Peloteros, tan celoso de los beneficios de sus afiliados.

No es la primera vez que Cuba y las Mayores han negociado posibles acercamientos, pero la capacidad de maniobra siempre ha ido a remolque de las realidades políticas y de las voluntades de los gobiernos de ambos países para encontrar una vía legal que para muchos sigue siendo remota, muy remota.

De modo que solo queda esperar para ver si se trata de un nuevo espejismo o....

  Comentarios