Football

Los Steelers prometen mejorar ataque por tierra

El compromiso de los Steelers de Pittsburgh con el ataque por tierra comenzó en 1972, con el legendario corredor Franco Harris, y sigue vigente desde entonces.

Con sólo tres entrenadores en todo ese tiempo, los Steelers nunca han abandonado una estrategia, según la cual, cualquier logro a la ofensiva debe basarse en buenos acarreos.

Desde luego, el tener a corredores como Harris o Jerome Bettis --dos de los 12 mejores en la historia-- y más recientemente a Willie Parker, han facilitado el hecho de mantener el apego a esa filosofía.

Pero ahora, parece que el acarreo se está convirtiendo en el último recurso a la ofensiva, al menos al final de los diversos partidos apretados que han debido disputar los Steelers (11-4).

De cara al partido dominical ante los Browns (4-11), el último que disputará Pittsburgh en la campaña regular, los Steelers están en el 24to sitio en ofensiva terrestre, apenas un peldaño arriba de Cleveland. Han quedado debajo de las 100 yardas en seis ocasiones durante los últimos nueve encuentros, y Parker ha rebasado el centenar de yardas sólo una vez desde el 14 de septiembre, cuando los Steelers jugaron su segundo partido de la campaña, en Cleveland.

Ante el compromiso histórico de los Steelers con los acarreos, la única sorpresa de su temporada es que su foja ha sido buena aún cuando la ofensiva terrestre no ha resultado tan constante como lo fue bajo las órdenes de Chuck Noll, Bill Cowher y del propio Mike Tomlin durante la campaña anterior.

"Estoy preocupado'', dijo Tomlin. "Creo que con una serie de acarreos efectivos aumentan nuestras posibilidades de ganar. Esa es mi preocupación. ¿Necesitamos mejorar en el ataque por tierra? Absolutamente''.

  Comentarios