Football

Coach de los Patriots mostró el domingo por qué los Dolphins quieren que sea su próximo entrenador

El defensive end de los Patriots Trey Flowers (98) derriba al quarterback de los Chargers Philip Rivers durante la segunda mitad del partido de playoffs de la NFL, celebrado el domingo 13 de enero de 2019, en Foxborough, Massachusetts.
El defensive end de los Patriots Trey Flowers (98) derriba al quarterback de los Chargers Philip Rivers durante la segunda mitad del partido de playoffs de la NFL, celebrado el domingo 13 de enero de 2019, en Foxborough, Massachusetts. Foto: AP

Fue una buena y una mala noticia para los Dolphins en su búsqueda de entrenador en jefe para el equipo el domingo:

La buena noticia es que el hombre que esperan contratar, Brian Flores, dio una clínica de su talento defensivo.

La mala noticia es que pasará al menos otra semana hasta que pueda tomar las riendas del equipo de Miami.

Flores, el coach de los linebackers de los Patriots, desconcertó al quarterback Philip Rivers y la línea ofensiva de los Chargers el domingo, utilizando una variedad de ataques y maniobras defensivas para apagar el ataque del equipo de Los Angeles.

Y en el proceso ayudó a los Patriots a avanzar a su octavo partido consecutivo del Campeonato de la Conferencia Americana.

Eso significa que Flores permanecerá fuera del alcance de los Dolphins, que esperan nombrarlo como su 13er entrenador en jefe una vez que finalice la temporada de los Patriots.

Pero si la defensa que trae a Miami se parece en algo a la que vimos este domingo con los Patriots, valdrá la pena esperar.

Los Patriots detuvieron la sexta mejor ofensiva anotadora de la liga con un gran juego defensivo, casi impecable, luego de que los Patriots abrieron el marcador anotando un touchdown.

¿La clave del éxito de Nueva Inglaterra? Detener el juego por tierra (los Chargers tenían solo 19 yardas por tierra en 10 acarreos).

Y luego hacer daño desde todos los ángulos.

La presión sacudió a Rivers, quien no tuvo mucho tiempo de adaptarse y tirar con comodidad en el campo de juego.


Después del touchdown de 43 yardas de Rivers para Keenan Allen, los Patriots forzaron a la ofensiva de los Chargers a despejar el ovoide en las siguientes cinco posesiones.

El equipo de Los Angeles volvió a anotar, pero cuando el partido ya estaba decicido.

Las estadísticas de Rivers fueron respetables: terminó el juego con 25 pases completos de 51 que intentó para 331 yardas, con tres touchdowns y una intercepción.

Los Chargers acumularon 207 de sus 335 yardas en la segunda mitad, luego de que los Patriots tenían ventaja 35-7.


Ahora todos los ojos se vuelven hacia el juego del Campeonato de la AFC, el próximo domingo en Kansas City. Si los Patriots ganan entonces irán al Super Bowl lo que retrasaría la contratación de los Dolphins por otras dos semanas.

Como mínimo, los Dolphins tendrán que esperar al menos siete días más para que el anuncio de Flores sea oficial.

Sin embargo, Flores ya está tratando de armar su equipo de trabajo.

Algunas fuentes dicen que podría traer al exentrenador de Wisconsin y Arkansas, Brett Bielema, desde Nueva Inglaterra.

Bielema, un discípulo de Bill Belichick, parece ser el favorito para ser el coordinador defensivo de los Dolphins.


Mientras tanto, los días de Darren Rizzi con los Dolphins podrían estar llegando a su fin después de que la organización lo relegara de la lista de candidatos al puesto de entrenador.

Rizzi, el coach de los equipos especiales de Miami durante gran parte de la última década, podría estar listo para tomar otro camino.

Ha atraído el interés de otros equipos y los Dolphins le han otorgado permiso para hablar con ellos, según informó primero NFL Network.

  Comentarios