Fútbol

Los Santos cazan al Tigre

EL JUGADOR del San Lorenzo Gonzalo Bergessio (izq.) celebra con su compañero Santiago 
Solari (der.) tras convertirle un gol al Tigre durante el primer partido por el triangular 
final para definir campeón del Torneo Apertura que ganaron con marcador de 2-1.
EL JUGADOR del San Lorenzo Gonzalo Bergessio (izq.) celebra con su compañero Santiago Solari (der.) tras convertirle un gol al Tigre durante el primer partido por el triangular final para definir campeón del Torneo Apertura que ganaron con marcador de 2-1. Associated Press

Pablo Barrientos y Gonzalo Bergessio capitalizaron dos fallas defensivas de Tigre y le dieron a San Lorenzo la victoria por 2-1 ayer, en el primer duelo del triangular que disputan esos clubes junto a Boca Juniors por el título de campeón del torneo Apertura 2008.

Barrientos y Bergessio marcaron a los 17 y 20 minutos en el estadio de Vélez Sarsfield, puesto que este tipo de definición debe jugarse en terreno neutral.

Leandro Lázzaro descontó a los 75 para Tigre, que en tiempo cumplido sufrió la expulsión de su arquero Daniel Islas.

Si San Lorenzo le gana el próximo sábado a Boca en la cancha de Racing se consagrará campeón. En caso contrario, el triangular se definirá de acuerdo con el resultado del encuentro entre Boca y Tigre el martes 23.

Los tres equipos terminaron igualados con 39 puntos tras la disputa el domingo de la última jornada del campeonato. Es la segunda vez en la historia que se llega a este tipo de desenlace. En 1968 Vélez se consagró campeón en una definición similar con River Plate y Racing.

San Lorenzo, que aspira sumar la 11 corona local, impuso su oficio y jerarquía sobre un Tigre que pareció sentir el peso de jugar una instancia decisiva por el primer trofeo de su historia en la máxima categoría del fútbol argentino.

El primer gol del Ciclón nació con una pelota recuperada por el volante Pablo Ledesma, quien tocó a la izquierda para Santiago Solari. Este llegó al fondo y envió el centro, que despejó defectuosamente el arquero Daniel Islas y Barrientos aprovechó para el gol.

Barrientos, el jugador más desequilibrante de San Lorenzo, propició el segundo tanto con un centro desde la derecha para Bergessio, que anticipó a su marcador y definió de derecha.

El cuadro dirigido por Miguel Angel Russo casi anota el tercero mediante un cabezazo del defensor Nicolás Bianchi, pero el travesaño le negó el tanto a los 27.

Además de la tarea sin fisuras de San Lorenzo en todas sus líneas, Tigre pagó por la nula influencia en el juego de su enlace Martín Morel, también goleador del equipo en el Apertura con 13 tantos y que no salió a jugar el complemento.

Con los ingresos de Néstor Ayala por Morel y del delantero Leandro Lázzaro, el equipo de Diego Cagna mostró otra actitud y con base en centros, más que juego asociado, fue llevando a San Lorenzo contra su área.

Tras un centro desde la derecha de Sebastián Rusculleda, Lázzaro cabeceó libre para achicar la cuenta.

El desarrollo normal del partido se opacó en el final cuando el arquero Islas recibió la tarjeta roja por un golpe en el rostro a Barrientos y no podrá jugar ante Boca Juniors.

El incidente provocó la reacción de hinchas de Tigre, quienes rompieron butacas y las lanzaron al campo, obligando a suspender el encuentro algunos minutos.

Si en esta instancia dos o tres equipos igualan en puntos, diferencia de gol y tantos a favor, entonces el campeón se resolverá de acuerdo con el resultado entre ellos en el Apertura. Si así fuera, Tigre resultaría favorecido pues doblegó a los otros dos finalistas y Boca a su vez derrotó al Ciclón.

  Comentarios