Fútbol

Arce piensa que México tiene sed de revancha

Las tres derrotas en los primeros cuatro partidos del hexagonal final de la CONCACAF tienen al seleccionado mexicano con ganas de revancha, afirmó el lunes el volante Fernando Arce.

México perdió el sábado por 2-1 en El Salvador para quedarse con tres puntos en el penúltimo lugar del torneo, que reparte tres boletos directos y un repechaje a Sudáfrica 2010, y ahora tienen la necesidad apremiante de conseguir una victoria el miércoles ante Trinidad y Tobago.

"Un triunfo cambia todo, ganando el miércoles se va a hablar distinto, hay que jugar bien, el grupo está unido con muchas ganas de revancha, se nos ha criticado mucho, se nos ha golpeado dentro y fuera de México, no queda más que ganar y seguir demostrando que México es capaz de estar en el Mundial 2010'', dijo Arce.

México ahora volverá a apostarle a su localía para tratar de clasificarse a un Mundial. Los mexicanos sólo han caído una vez en el estadio Azteca en toda su historia.

"El mensaje para la afición es que sigan confiando, que tengan fe, que el equipo se la raja (juega) dentro de la cancha y poco a poco lo vamos a ir demostrando'', agregó Arce.

El jugador del Santos de la liga nacional reconoció que la situación del seleccionado mexicano es precaria, pero dijo que es momento de darle vuelta a la página y ver para adelante.

México tiene cuatro juegos como local y dos como visitante en lo que resta del hexagonal.

"Podríamos decir muchas cosas, pero no hay pretextos para ponerlos sobre la mesa, creo que hoy se le tiene que dar vuelta a la página, quedan juegos donde podemos sumar muchos puntos para llegar a 18 y estar en un Mundial ... los resultados no se han dado por una u otra circunstancia, ahora no nos queda otra que pensar en Trinidad y Tobago, jugar bien y convencer'', concluyó Arce.

Mientras, su compañero en la media cancha, Andrés Guardado, coincidió y dijo que los resultados no son para lamentar nada.

"Estamos conscientes de que estamos en una situación complicada, pero afortunadamente no estamos en momentos de lamentarnos, ni tiempo hay de lamentarnos, viene un juego que tenemos que ganar, pero mientras haya posibilidades de meternos directamente, vamos a muerte sobre ello'', dijo Guardado.

"Lo que se ha hablado en el grupo es eso, mantener la calma y seguir unidos ahora más que nunca para llegar a la clasificación'', expresó a periodistas.

México entrenó el lunes de cara al partido del miércoles ante Trinidad y Tobago.

Las tres derrotas de México han sido jugando fuera de casa, ante Estados Unidos, Honduras y los salvadoreños, un mal que aqueja a los aztecas desde la ronda pasada en la que el equipo sólo consiguió un empate en gira y eventualmente eso llevó al cese del sueco Sven Goran Eriksson, quien fue suplido por Javier Aguirre en abril.

"Si supiéramos porqué (las derrotas fuera de casa) ya lo hubiéramos corregido ... si ya lo hubiéramos detectado, pero ... seguro que queremos jugar bien y ganar, a nosotros no nos cabe en la cabeza ir a empatar o perder, no sé por qué se duda, no queremos jugar mal'', añadió Guardado. "Vamos a tratar de meternos al mundial, a dejar fuera esas malas vibras y calificarnos y ya después todo van a ser risas y alegría ... todos vamos a ir a Sudáfrica''.

  Comentarios