NBA

El aprendizaje para el novato Beasley será duro y largo

Michael Beasley.
Michael Beasley.

Nada como unas cuantas actuaciones mediocres para llenar de humildad al más acorazado de los egos.

De ahí que Michael Beasley no tuviera reparos en reconocer que la NBA, con sus rigores y exigencias, no tenga nada de parecido a la temporada colegial de la Universidad de Kansas State.

El novato, de 19 años, llegó a la mejor liga profesional de básquetbol creyendo que le faltaba poco por aprender, pero la dura realidad de este comienzo de campaña le han llevado a replantearse sus ideas.

Por problemas de faltas, Beasley apenas se mantuvo 16 minutos sobre el tabloncillo en el choque del martes en Washington y luego su estancia disminuyó a 12 el miércoles contra Toronto.

Esto no es lo que se esperaba de Beasley, quien juega menos minutos que el número uno del draft, Derrick Rose, el número tres O.J. Mayo, e incluso los cuatro y cinco Russell Westbrook y Kevin Love.

Y no se trata de que el número dos no tenga el talento suficiente para imponerse en la NBA, sino que en el aspecto defensivo, como bien dijo el coach del Heat, Erick Spoelstra, "le falta un largo tramo por recorrer''.

Aunque Spoelstra elogia delante de la prensa a Beasley, sus acciones hablan a las claras de lo que piensa de su novato en cuestiones defensivas al llevarlo al banco la mayoría de los cuartos parciales en cuatro de los cinco últimos choques del equipo.

Esto fue más evidente el miércoles, cuando el Heat estuvo a punto de vencer a los Raptors al levantarse de un déficit de 17 puntos antes de caer 101-95. A pesar de los esfuerzos desesperados de Miami, el coach no hizo el menor intento de situar en la cancha al novato.

Beasley abandonó el choque con 4:49 minutos por consumir en el tercer cuarto y ya no volvió más, mientras que Spoelstra se decantaba por Daequan Cook -inferior en estatura- para defender al gigante italiano Andrea Bargnani.

"El grupo que estaba sobre la cancha había luchado para borrar esa diferencia de 17 puntos'', comentó Beasley. "Si yo hubiera sido el coach, también me habría sacado de la alineación''.

A pesar de todo, Spoelstra sabe que Beasley se encuentra en pleno proceso de aprendizaje y no duda de que el novato sea un factor dentro del esquema de un conjunto orientado principalmente a la defensa.

"Es un gran chico y he descubierto que aprende y se deja ayudar'', afirmó el dirigente, también en su primer año al frente del Heat. "Se trata de tener paciencia y esperar resultados''.



Envíe sus cartas y comentarios a:

jebro@elnuevoherald.com



  Comentarios