NBA

El Heat sale a extender su racha de victorias

Luego de dos victorias consecutivas el quinteto el Heat de Miami enfrenta hoy a los Warriors de Golden State con la esperanza de continuar por la senda del triunfo y terminar el año con un balance positivo.

Los Warriors (8-20) han caído derrotados en sus últimos cuatro enfrentamientos y anoche chocaban con el Magic de Orlando que podría echar más sal en la herida.

En cambio el Heat (14-12) parece haber recuperado su buen juego después del espectacular triunfo sobre los Lakers y no deben tener mayor problema para vencer al quinteto de Golden State.

El entrenador de los Warriors Don Nelson se está estrujando los sesos para encontrar el modo de detener al astro de Miami Dwyane Wade, quien está mostrándose intratable en esta campaña.

El Relámpago de la Capital del Sol tiene una media de 39 puntos en sus dos últimos juegos y continúa como el máximo anotador de la liga con 28.8 unidades.

Si bien Wade será el mayor problema para los Warriors también tendrán que aplicarse para frenar a los tiradores Michael Beasley y Daequan Cook, quienes salen del banco para bombardear el aro rival cuando éste descansa.

Además Shawn Marion está recuperando su buen juego y su energía impulsa al quinteto de Miami cuando más falta le hace.

El armador Mario Chalmers se consolida en su puesto en la NBA y no sólo dirige con acierto el ataque sino que aporta cada vez más al mismo con sus triples.

Otro que brilla es Udonis Haslem a pesar de tener que hacer el trabajo sucio. Aunque parezca que el delantero de poder ha bajado su rendimiento, su labor en defensa sigue siendo indispensable para el equipo y sus canastas siempre llegan en el momento clave.

Joel Anthony va tomando confianza y anota más y defiende mejor. El centro se ha convertido en un fijo en el esquema de Erik Spoelstra a pesar de sus carencias.

El quinteto de Miami deberá tener especial cuidado con Jamal Crawford, quien promedia 20 puntos por juego, al que se le da muy bien el Heat.

Spoelstra sabe que no puede descuidarse e intentará por todos los medios que sus hombres no pierdan la concentración.

"Algo que nosotros estamos tratando de construir es la consistencia'', dijo Spo. ‘‘Sabemos que los muchachos están aprendiendo nuestro sistema y sobre la liga al mismo tiempo, pero no podemos detenernos, tenemos que seguir avanzando''.

Miami necesita acostumbrarse a la victoria y para que ésta no se le escape tendrá que ser más consistente y hacer hasta lo imposible esta temporada.

  Comentarios