NBA

Los Nuggets son una piedra en el camino del Heat de Miami

LA ADICION del estelar Chauncey Billups (izq.) ha dotado a la escuadra de Denver de un 
verdadero creador de jugadas.
LA ADICION del estelar Chauncey Billups (izq.) ha dotado a la escuadra de Denver de un verdadero creador de jugadas. El Nuevo Herald

No pudo ser. El quinteto de Miami lo intentó de todas las maneras, pero le resultó imposible superar al poderoso equipo de Denver.

Los Nugets demostraron anoche su paternidad sobre el Heat al derrotarlo 99-82 y así estirar a ocho la racha de juegos ganados consecutivamente al equipo de Miami.

Los líderes de la División del Noroeste estuvieron muy inspirados y dejaron claro que eran un mejor equipo, con un juego superior y que contaban con figuras capaces de llegar más lejos, en su conjunto, que las del Heat.

El armador Chauncey Billups con 23 puntos lideró el ataque de Denver, donde Kenyon Martin con 18 unidades y Carmelo Anthony con 19 fueron otros de los destacados. Los tres se convirtieron en una verdadera pesadilla para la defensa de Miami, que ayer estuvo poco afortunado de cara al aro.

Por el Heat sólo se salvó de la quema, con 33 cartones y siete rebotes, Dwyane Wade, quien lució un vendaje con la bandera de Estados Unidos, tapando los seis puntos de sutura en su pómulo izquierdo.

Shawn Marion y Mario Chalmers sumaron 24 puntos, insuficientes para derrotar a un rival que se mostró muy superior desde el salto inicial.

En el primer cuarto los Nuggets fueron poco a poco alejándose en el marcador, apoyados en una gran efectividad (75%) de sus hombres altos y en pobre ataque del Heat (35%). Al final del mismo la pizarra reflejaba un 32-20 a favor de Denver.

La segunda unidad de Miami no carburó esta vez y tuvieron que salir los titulares antes de lo previsto para sofocar la rebelión y reducir una ventaja que llegó a ser de 20 puntos. El equipo de la mano de Wade comenzó a recuperarse, pero nada, los Nuggets terminaron delante por 16 al concluir la primera mitad (56-40).

El Heat regresó con las pilas puestas y ganó el tercer período 25-18, después que la defensa le cerrara el camino a Denver, mientras Wade y Marion hacían de las suyas. Aparecieron también los triples de Chalmers y todo parecía posible.

El último cuarto comenzó 74-65, el Heat redujo la diferencia a cuatro unidades, pero de nuevo se cometieron varios errores y estos siempre se pagan caro frente a un equipo tan sólido.

"Nuestra defensa estuvo bien, pero cometimos muchos errores ante un gran equipo'', dijo el entrenador del Heat Erik Spoelstra. "Es cierto que no estuvimos muy acertados en los tiros de tres puntos, pero ese no fue el problema. Ahora tenemos que reagruparnos de nuevo y salir por la próxima victoria''.

Mañana el quinteto de la Capital del Sol visita Chicago en su último encuentro antes del Juego de las Estrellas.

  Comentarios