NBA

El Heat en el momento de hacer ajustes

AL HORFORD, de los Hawks de Atlanta Hawks, disputa la pelota con el as del Heat, Dwyane Wade, la noche del domingo en el primer jugeo de la serie de playoffs de la NBA, en la Philips Arena en Atlanta, Georgia.
AL HORFORD, de los Hawks de Atlanta Hawks, disputa la pelota con el as del Heat, Dwyane Wade, la noche del domingo en el primer jugeo de la serie de playoffs de la NBA, en la Philips Arena en Atlanta, Georgia. Atlanta Journal-Constitution/MCT

Si los golpes enseñan el Heat, tras la paliza del domingo en su primer juego de playoffs ante los Hawks, recibió una soberana lección.

El quinteto de Atlanta le dio un repaso en todas las líneas al de Miami e incluso descubrió la fórmula para detener a Dwyane Wade. Su defensa dejó en ridículo a la tropa de Erik Spoelstra, quien pagó la novatada y no supo dar respuesta al mal juego de sus muchachos.

"Hubo un elemento de origen desconocido'', dijo el entrenador del Heat. ``Parecía como si fueramos más lentos. No supimos encontrar el nivel de intensidad que debemos tener en estos juegos''.

Spoelstra sometió ayer al equipo a una sesión de video, que se pareció más a una película de horror que a un encuentro de básquetbol por lo humillante de la derrota y el mal juego desplegado.

Aunque no se debe dramatizar, el Heat sólo ha perdido un partido y si hace los ajustes correspondientes podría aprovechar la euforia de los Hawks para obtener lo que busca: ganar un juego en el Philips Arena.

Para ello los jugadores deberán estar más activos y mejorar tanto la ofensiva como las rotaciones.

El equipo tiene que mover más el balón y su coach no debe desbalancear el quinteto cuando realiza las rotaciones.

No se explica por qué no puso a Jamaal Magloire, ni por qué utilizó a Daequan Cook, que no colaba una, como delantero en detrimento de Jamario Moon, quien sí estuvo acertado.

Moon debería salir el miércoles como titular ante los Hawks. En el pasado juego demostró que es el mejor en su puesto y podría darle al Heat la energía y movilidad que necesita.

No así Udonis Haslem, quien acusó su inactividad y apenas tiró tres veces al aro. Su sustituto Michael Beasley, a pesar de tener un mal día, terminó com un doble-doble y estuvo mucho más activo.

Jermaine O'Neal, otro que estuvo parado por lesión, se vio superado por el dominicano Al Horford y al colocar a Haslem como centro permitió que Josh Smith los hiciera trizas. O'Neal debe imponer su veteranía y salir airoso en el próximo duelo.

El quinteto de la Capital de Sol necesita recuperar además al mejor Mario Chalmers para que conduzca a este Heat, con un mejor manejo de los tiempos, más asistencias, más triples y así descargar a Wade, quien pasó gran parte de la noche quejándose a los árbitros, frustrado por las continuas perdidas del balón.

"Me critican tanto si lanzo todos los disparos, como si no los lanzo'', comentó Wade tras la derrota. "Tuvimos algunas pérdidas irresponsables del balón y yo tuve muchas de ellos''.

El segundo partido de la serie se jugará miércoles en Atlanta y Miami tiene la oportunidad de redimirse e igualar la serie. Nada se lo impide.

  Comentarios