NBA

Wade espera por LeBron y Shaquille

DWYANE WADE (izq.) sostendrá hoy otro esperado duelo en el tabloncillo con LeBron James.
DWYANE WADE (izq.) sostendrá hoy otro esperado duelo en el tabloncillo con LeBron James. The Miami Herald

Así fue como se describió ayer la reunión entre Dwyane Wade y Michael Jordan, quien convenció a la estrella de Miami para que se sumara a las figuras que que promocionan la línea de calzado del más grande de todos los tiempos en la NBA.

Pero esta noche Wade tendrá que usar más que las zapatillas de Air Jordan para vencer a LeBron James, Shaquille O'Neal y unos Cavaliers que buscan desesperadamente un título de liga.

Wade necesitará, entre otras cosas, inspiración.

Tal vez la encuentre en su duelo particular contra James, el jugador que es reconocido como el mejor de su generación y quien fuera su compañero en el equipo olímpico que regresó de Pekín 2008 con el oro en el pecho.

O tal vez la halle al medirse a Shaq, quien le brindó la plataforma perfecta a él y al resto de la organización del Heat para conquistar la primera y única corona de su historia en la NBA.

En cualquier caso, James y Shaquille están más obligados que Wade y el resto de sus compañeros, pues se trata de un conjunto que el año pasado parecía destinado a la silla de campeón antes de caer en la Final de la Conferencia del Este ante Orlando.

Ese fracaso fue el que propulsó el canje de Shaquille, quien se encontraba en Phoenix tras su salida algo amarga de Miami, de donde se fue en términos no muy claros con el presidente Pat Riley.

Mientras el Heat disfruta del mejor comienzo de su historia luego de siete choques con marca de 6-1 para comandar la División del Sureste, los Cavaliers no acaban de encontrar la química perfecta y se encuentran terceros en la División Central por debajo de Milwaukee y Chicago.

Lo cierto es que, hasta ahora, la presencia de Shaquille no ha traído los dividendos que esperaba Cleveland. El gigante promedia 11.1 puntos, 7.4 rebotes y 1.71 bloqueos de balón por juego.

El gigante ha cambiado el juego de Cleveland y hasta James está por debajo de sus promedios históricos al anotar sólo 28 puntos por choque, uno menos que Wade, quien ganó la corona ofensiva individual el año pasado.

Pero a diferencia de esa temporada, esta vez Wade ha encontrado mayor apoyo entre sus compañeros, y un juego más balanceado, aunque a veces tenga que poner 40 puntos o más como sucedió el martes en la noche ante Washington.

Es muy probable que este jueves necesite de una cifra similar para darle el triunfo a su equipo, pero por lo pronto se permitió una broma. Cuando le preguntaron al final del choque contra los Wizards si estaba consciente del siguiente rival, Wade se hizo el que no sabía nada con los periodistas.

"¿Contra quién jugamos el jueves?", preguntó con una sonrisa maliciosa. "Miraré el calendario y luego les comentaré''.

Por supuesto que él sabe su rival.

  Comentarios