NBA

Tras un nuevo reto

MICHAEL JORDAN se convirtió desde el jueves en dueño de los Bobcats.
MICHAEL JORDAN se convirtió desde el jueves en dueño de los Bobcats. MCT

Un Michael Jordan relajado sonrió ampliamente el jueves al sentarse en su escritorio en una agitada semana en la que concretó su antiguo anhelo de ser propietario de un equipo de la NBA.

Es un "sueño hecho realidad'', expresó Jordan a la prensa tras convertirse en dueño mayoritario de los Bobcats de Charlotte.

Jordan mostró la voluntad de acero que le caracterizó durante su carrera como superastro del baloncesto cuando respondió a una pregunta sobre su compromiso de convertir a los Bobcats de un equipo que pierde dinero y no llega a la postemporada en uno que será ganador en ambos aspectos.

"Es motivante'', dijo el seis veces campeón de la NBA en referencia a aquellos que bromean que estará más preocupado por el golf que por las adquisiciones de boletos que hagan los fanáticos.

"Jamás nadie me pidió que estuviera al frente de una organización. Jamás tuve la obligación financiera de hacerlo. Ahora la tengo. Soy parte de esto. ¿Cómo podría dejar de aportar mi presencia en la organización cuando soy dueño del 80 por ciento del equipo de básquetbol?", enfatizó.

Todos los dueños de la liga aprobaron el miércoles que el ex astro de los Bulls de Chicago adquiriera al equipo a Bob Johnson en $275 millones.

Jordan, oriundo de Carolina del Norte, dedicó todo su primer día como dueño a insistir en que está dispuesto a "zambullirse con las mangas arremangadas (en los asuntos de los Bobcats)'' para lograr la recuperación del conjunto creado hace seis años, al tiempo que restó importancia a haberse convertido en el primer ex jugador que posee un equipo de la NBA.

"No estoy haciéndole propaganda a eso'', dijo Jordan. "Lo que creo es que todos quieren vernos ganar. No importa si soy yo. No importa si es Bob. No importa si es alguien más. Estoy contento de estar en esta posición y que Bob me haya dado esta oportunidad'', afirmó.

"El aspecto de ser el primer deportista que controla su propio equipo es secundario en función de que intento facilitar un programa ganador aquí en Charlotte'', agregó.

Alrededor de un centenar de aficionados con boletos de temporada presenciaron cuando Johnson entregó el equipo a Jordan en un acto el jueves por la noche en la Arena Time Warner Cable.

Johnson, el primer dueño mayoritario negro de un equipo deportivo profesional, perdió decenas de millones de dólares al año a medida que los fanáticos y habitantes de la ciudad no ofrecía gran calidez para acoger al equipo de expansión que reemplazó a los Hornets, los cuales se fueron a Nueva Orleans.

Jordan había sido propietario en parte de los Bobcats desde el 2006 y tenía la última palabra en todas las decisiones relacionadas con las operaciones de básquetbol.

  Comentarios