NBA

El Heat defiende su plaza ante un peligroso rival

Bam Adebayo, del Heat (13), clava el balón ante Elfrid Payton, del Magic (2), el 5 de febrero en el American Airlines Arena.
Bam Adebayo, del Heat (13), clava el balón ante Elfrid Payton, del Magic (2), el 5 de febrero en el American Airlines Arena. TNS

Después de una semana de descanso por el Juego de las Estrellas, el Heat (30-28) regresa a la acción este viernes (8 p.m. TV: SUN. Radio 710 AM y 1140 AM en español) cuando se enfrente a un rival muy peligroso.

El quinteto de la Capital del Sol visita New Orleans para vérselas con los Pelicans (31-26), que a pesar de la baja de DeMarcus Cousins sigue siendo un conjunto temible.


El equipo de Miami , que se ubica en la octava plaza de la Conferencia Este, sabe perfectamente que solo le quedan 24 encuentros hasta el final de la temporada, por lo que a partir de ahora cada partido es más que importante; bien en casa donde, jugará 15 juegos, o fuera, donde le quedan nueve.

“Tenemos que encargarnos de los negocios en casa, especialmente porque tenemos muchos juegos aquí en marzo”, comentó el armador Goran Dragic. “Creo que tenemos una buena ventaja en esos equipos”.

La mejor noticia para el Heat es que Kelly Olynyk estará de vuelta muy pronto, por lo que el entrenador Erik Spoelstra tendrá en breve a todos los hombres a su disposición con suerte para el resto de la campaña regular con la próxima incorporación de Rodney McGruder (pierna), quien ya está entrenando.

Olynyk solo participó en trabajos sin contacto en la práctica del miércoles y es duda para el juego del viernes en el Smoothie King Center de Nueva Orleans.

“Está progresando”, dijo el entrenador Erik Spoelstra. “La lesión no requerirá cirugía, pero que no estoy seguro de cuándo volverá”.

Mientras, Dragic se declaraba listo después de participar en el Juego de las Estrellas con el equipo de LeBron James.


“Estoy bien, mi primer All-Star, ha sido suficiente. Me gustó, pero ahora nos jugamos mucho”, dijo Dragic. “Estuvimos en esta posición el año pasado. No es divertido ganar el último juego y tener que esperar por otro para ver si llegas a los playoffs”.

Dwyane Wade, quien ha jugado solo tres juegos con el Heat, piensa continuar creciendo en la segunda unidad.

“Ahora solo estoy tratando de crecer en cualquier rol que vaya a tener de un juego a otro y sentirme cómodo con eso”, indicó D-Wade. “Practicando juntos, jugando juntos, vamos a compenetrarnos más. Conocerse el lado personal ayuda aún más. Eso genera confianza y en la cancha se necesita esa confianza”.

Igualmente Miami tendrá que arreglar algunos problemas como las pérdidas del balón, el ataque al aro y la defensa en la segunda mitad.

Para el juego ante los Pelicans el Heat llevará un parche en sus camisetas para honrar a las víctimas de la tragedia de la escuela secundaria Marjory Stoneman Douglas y otra buena manera de hacerlo sería trayendo a casa la victoria.

Siga a Pedro González en Twitter:@PedroJulio59

  Comentarios