Otros Deportes

Sufrida victoria de Federer en Miami

ROGER FEDERER retorna una pelota contra Florent Serra, el lunes en Key Biscayne, en su complicado triunfo. El suizo se mostró muy inconsistente.
ROGER FEDERER retorna una pelota contra Florent Serra, el lunes en Key Biscayne, en su complicado triunfo. El suizo se mostró muy inconsistente. El Nuevo Herald

Dicen que la diferencia entre los grandes del deportes, los inmortales y los de carne y hueso, es su capacidad de salir victoriosos incluso cuando no se tiene el mejor día.

Roger Federer ciertamente no vivió la mejor simbiosis con su raqueta el lunes en Key Biscayne, pero el Expreso Suizo continuó implacable su avance en el Abierto Sony Ericsson.

El número uno del planeta y considerado el mejor en la historia del tenis batió con apuros 7-6 (2), 7-6 (3) a un tozudo francés Florent Serra en una jornada retrasada por los fuertes aguaceros que impactaron al sur de Florida.

Fue un día de altos y bajos para Federer, que combinó golpes de fantasía con un poco de displicencia ante un francés al que nunca antes había enfrentado y que estuvo a punto de al menos robarle un set gracias a un forehand supersónico.

"Aún tengo que limpiar un poco más mi juego, especialmente luego de que me quebrara el servicio una vez en el primer set y dos en el segundo, algo que no es muy común en mí'', dijo Federer, quien además cometió más errores no forzados (35-32) que Serra.

Las dos caras de Federer le permitieron empezar ambos sets de forma sólida -el primero estaba arriba 5-2 y el segundo 4-1- para que luego apareciera el Roger común y corriente, y estropeara las cosas.

En ambas ocasiones Serra vino de atrás y llevó los dos períodos al tie break, etapas en las que sí definió con facilidad el Expreso.

"El fue agresivo y tuve que apelar a un gran esfuerzo defensivo'', aseveró Federer. ‘‘Creo que hice algunas cosas increíbles, especialmente en momentos cruciales''.

El próximo rival de Federer no parece encarnar ningún peligro, tomando en cuenta la ecuación entre ambos jugadores y que aparece con muchísima frencuencia cuando el nombre del suizo está en ella: Federer aventaja 8-1 a Tomas Berdych en duelos particulares, y el único triunfo del checo fue la primera vez que jugaron en los Juegos Olímpicos de Atenas en el 2004.

Venus Williams, entretanto, rebasó una nueva etapa y superó 1-6, 7-5, 6-4 a la eslovaca Daniela Hantuchova para colocarse en los cuartos de final por novena ocasión en el torneo de Miami.

La sorpresa del día la produjo la francesa Marion Bartoli, quien sacó de la carretera a la primera sembrada la rusa Svetlana Kuznetsova en un triunfo 6-3, 6-0.

Ubicada en el cuarto puesto del ránking, Kuznetsova se encuentra desorientada en el laberinto de derrotas que ha significado para ella este 2010, en donde ha sufrido pérdidas tempraneras en los torneos en los que ha participado.

Antes de ceder ante Bartoli, ubicada en el puesto 15 del ránking, la mejor ubicada con la que se había enfrentado en esta temporada había sido la eslovaca Dominika Cibulkova, quien estaba en el lugar 24 de la WTA cuando la superó en el torneo de Sidney.

  Comentarios