Otros Deportes

El calor hace sufrir a los favoritos

El Abierto de Estados Unidos hierve literalmente y los favoritos están sufriendo.

Pregúnteselo a Novak Djokovic tras sobrevivir uno de los días más calientes en años recientes del torneo. El tercer cabeza de serie serbio transpiró más de lo esperado para derrotar 6-3, 3-6, 2-6, 7-5, 6-3 a su compatriota Viktor Troicki en 3:40 horas.

El martes fue un día de jugadores con la lengua afuera, arrastrar las piernas y toallas con hielo.

¿Cuán abrasador fue el calor? Las temperaturas rozaban los 33 grados (91 fahrenheit), pero la sensación térmica en la selva de cemento de Flushing Meadows provocaba un efecto aún más calcinante al llegar a los 40 (104). Y la humedad tampoco ayudó, con unos 40 rados.

Cuando la sombra cubrió la pista del estadio Arthur Ashe al atardecer, Djokovic suspiró de alivio. "Fue como dormir con mi novia'', dijo el siempre bromista serbio, dueño de una reputación de fragilidad cuando juega en condiciones de calor.

Pero Djokovic demostró entereza en todos los sentidos, levantando dos sets y un quiebre de servicio en el cuarto parcial.

Otros colegas suyos con la etiqueta de preclasificados no pudieron aguantar. Tal fue el caso del chipriota Marcos Baghdatis (16) y el letón Ernest Gulbis (24), eliminados prematuramente.

"Esta ha sido la vez que más he sentido el calor en un Grand Slam'', dijo el uruguayo Pablo Cuevas, afortunado porque precisó de tres sets para doblegar 7-6 (0), 6-1, 6-2 al brasileño Julio Silva.

La misma suerte no acompañó al colombiano Santiago Giraldo, quien perdió con un triple 6-4 ante el español Feliciano López (23).

"Hoy no fue mi día. Me quebró siempre por errores tontos míos. Y con este calor, cuando estás abajo, después se te hace imposible'', dijo Giraldo.

Tras ver a tres de sus compatriotas caer de entrada, Eduardo Schwank se convirtió en el primer argentino en sobrevivir la primera ronda del cuadro masculino al superar 6-4, 7-6 (3), 4-6, 6-3 al estadounidense Robby Ginepri. Mermado por problemas físicos, el argentino Juan Mónaco (30) perdió 6-2, 7-6 (5), 6-3 ante el canadiense Peter Polansky.

Para apaciguar el calor, los organizadores decidieron poner en práctica medidas que dieran un respiro a las mujeres, con pausas de 10 minutos tras el segundo set.

Fue lo que necesitaron Jelena Jankovic y Svetlana Kuznetsova --entre las candidatas al título-- al irse al máximo de tres sets para sortear sus debuts con una cuota extrema de sufrimiento, la primera con un remontada ante una chica de 18 años y la segunda frente a una oponente que ronda los 40.

La serbia Jankovic (4), finalista del torneo en 2008, se recuperó tras sufrir un quiebre en las postrimerías del tercer set y se impuso 4-6, 6-4, 7-5 ante la rumana Simona Halep.

  Comentarios