Olga Connor

Teruel es declarada ‘la ciudad del amor’, por la historia de los amantes más famosos de España

Raquel Esteban, directora de la Fundación Bodas de Isabel de Segura, y el concejal de turismo de Teurel, José Manuel Valmaña.
Raquel Esteban, directora de la Fundación Bodas de Isabel de Segura, y el concejal de turismo de Teurel, José Manuel Valmaña. el Nuevo Herald

Teruel en Aragón, España, ha sido declarada “la ciudad del amor”, porque tiene como parte de su historia a los dos amantes más famosos de España.

Esto, entre otras cosas, nos vino a informar el concejal de turismo de esa ciudad José Manuel Valmaña, el martes pasado en el Centro Cultural Español de Miami que dirige Francisco Tardío. Le acompañaba Raquel Esteban, directora de la Fundación Bodas de Isabel de Segura, que se encarga de realizar una celebración anual en Teruel, donde se conmemoran con bodas ficticias en un escenario público la trágica historia de esta mujer y su enamorado. Allí se reúnen multitudes que van vestidas a la usanza del siglo XIII, que es de cuando data el suceso. Ha sido declarada “fiesta de interés turístico nacional”. Y en algún momento se les pide a todos los enamorados del mundo que se besen, porque en el beso está la clave de la historia. La celebración data de 20 años atrás.

Isabel de Segura era la joven que abandonó a su enamorado, a quien le prometió fidelidad en 1212, pero se casó con otro en 1217. Esa leyenda o real historia es la base de varias obras de teatro de al menos seis dramaturgos españoles que escribieron sobre Los amantes de Teruel. Entre los más importantes y conocidos se encuentran Tirso de Molina, en el siglo XVII, y Juan Eugenio Hartzenbusch, en el siglo XIX.

Y ahora también en Miami, en el siglo XXI, con la obra inspirada en esa tragedia, La calle al final del mundo, de otro español, que reside en esta ciudad, Ramón Caudet, y cuya obra dirige Anna Silvetti. Esta será incluida en el programa de actividades por el 800 aniversario de la muerte de los amantes de Teruel en febrero de 2017 en esa ciudad.

En la Iglesia de San Pedro de Teruel hay una obra de Juan de Ávalos, en que se ve a los dos amantes acostados en muerte y tocándose las manos. La leyenda dice que Isabel, de familia poderosa, se enamoró del humilde joven Diego de Marcilla, y al no poder casarse con él por su estatus social, le prometió que esperaría cinco años mientras él se hacía rico y poderoso. Al pasar los cinco años y presionada por su padre se casó con otro. En ese tiempo, regresó Diego, quien al verla casada le pidió que lo besara o se moriría. Ella no quiso serle infiel a su marido y al no besarlo Diego murió al instante. Isabel, sin embargo, sí lo llega a besar antes de que lo entierren y muere también sobre él. Por eso hay un refrán que recitan los escépticos, “los amantes de Teruel, tonta ella y tonto él”. Pero en Teruel no se creen ese refrán, por el contrario, le hacen honor a una historia tan hermosa y duradera y que ha inspirado a tantos escritores.

Hay también otros atractivos de esa ciudad que pocos conocen, relacionados con la gastronomía, y es el de los jamones de Teruel, que piensan introducir en Miami. Por lo que allí se encontraba el dueño de Delicias de España, el restaurante y mercado de especialidades españolas en Miami, Ernesto Llerandi. Este nos prometió que importaría esos jamones, como también trae jamones ibéricos de bellotas Pata Negra, de Huelva, riquísimos, que compro a menudo. Hay más de 20 tipos de queso en Teruel además. Y el aceite de oliva del Bajo Aragón.

También nos habló Valmaña de las bellezas de la ciudad, las torres, que son del siglo XIV, la catedral, la artesanía, y la Semana Santa, que preparan 17 cofradías muy solemnemente y que atrae a muchos visitantes. Y para comprobarlo mostraron videos de la arquitectura y la esplendorosa naturaleza de la zona, de las fiestas y de los sitios gastronómicos. Muy cerca está el Albarracín, que es monumento nacional desde los años 60 y está en espera de un nombramiento histórico de la Unesco.

En la ciudad de Teruel se encuentra además el Museo Aragonés de Paleontología, y hay en los alrededores yacimientos paleontológicos en que se encuentran restos de dinosaurios con numerosas huellas fosilizadas, otra atracción considerable tanto para los científicos, como para los turistas.

Teruel está a 300 kilómetros de Madrid y a una hora 40 minutos de Zaragoza.

olconnor@bellsouth.net

‘‘La calle al final del mundo’ se exhibe esta semana y la próxima en el Teatro del Centro Koubek del Miami Dade College, los días 16 al 18, y 23 al 25 de septiembre. Horarios: jueves a sábados, 8:30 p.m., y domingos, 5 p.m. Información 305-546-2631.

  Comentarios