Olga Connor

OLGA CONNOR: ‘Hay que ser muy valientes para seguir haciendo cine’, David Trueba

“Hay que ser muy valientes para seguir haciendo cine”, decalaró David Trueba, el director de la película cumbre de estas dos semanas pasadas en el Coral Gables Art Cinema, que ha estado lleno a todas horas, Vivir es fácil con los ojos cerrados. Y que ha sido ganadora también el año pasado de seis Goyas, que representan los premios Oscar en España. Se alzó el pasado febrero con las categorías de mejor película, mejor director, mejor actor principal, para Javier Cámara, y mejor actriz revelación, para Natalia de Molina.

“Yo inauguré esta sala”, añadió Trueba, refiriéndose al Centro Cultural Español de Miami en la calle 14 y Biscayne Blvd. del centro de Miami, donde se presentó la cinta, que incluía la participación de Javier Cámara, Jessica Berman, productora de varios filmes de David y Fernando Trueba en España, y que produjo, entre otras, la película Madrid 1987, y la doctora Yvonne Gavela-Ramos, de la Universidad de Miami, cuyo foco es el cinema español. Era un panel que tuvo la moderación del director del CCEM, Francisco Tardío, y la presencia activa de Pablo Barrios, cónsul de España en Buenos Aires, sustituyendo a su hermana Cristina Barrios, cónsul general de España en Miami.

“¿El futuro para hacer cine en España?, es que hay que estar loco”, insistió Trueba. Porque la reunión era sobre el tema Filming Is Easier with Eyes Open: Spanish Cinema in Times of Crisis ( Filmar es fácil con los ojos abiertos: el cinema español en tiempos de crisis). A la pregunta de lo que pensaba cuando le dieron el Goya, respondió: “Hace 20 años que me están nominando, es bueno saber perder, todo el mundo se equivoca”, dijo Trueba con mucho humor, después de 10 nominaciones.

LA IMPORTANCIA DEL GUION

Después de ver la cinta dos veces pienso que aunque no le dieron el Goya por el guion, es eso lo que más me impresionó, pues al ser un road-movie o “cinta de viajes” las escenas tienen que estar muy bien concatenadas. Pero es, sobre todo, porque el diálogo está muy bien hilado para dar la tónica de la época, incluyendo las protestas taimadas de los jóvenes de la película, Juanjo y Belén, a fines de la década de 1960, que querían expresar su individualidad y sus derechos. Podría haber sido una obra de teatro también.

Esta era la época en que el mundo vio los comienzos del rock británico, y en España seguía aún la dictadura de Francisco Franco. Precisamente se celebran ahora 50 años en que los Beatles irrumpieron con fuerza en Estados Unidos. El filme, que se estrenó en octubre del 2013, se desarrolla alrededor de una situación histórica, la del profesor de inglés Juan Carrión Gañán, interpretado por Cámara, un fanático de los Beatles, que se dirigió a Almería a entrevistarse con John Lennon, quien había decidido convertirse en actor y estaba filmando allí en 1966 la cinta Como gané la guerra. Hay imágenes de esa cinta y de Lennon rodando en Almería, bajo la dirección del director norteamericano Richard Lester, el mismo de A Hard Day’s Night (1964)” en Vivir es fácil con los ojos cerrados, que es una frase de la canción de John Lennon Strawberry Fields Forever. La locura y el genio de Lennon, temas de esta canción, se reflejan en la del personaje de Cámara, Antonio, profesor en Albacete, quien a su vez nos recuerda la naturaleza moral y bondadosa del maestro rural interpretado por Fernando Fernán Gómez en La lengua de las mariposas.

Cámara nos dijo que había comenzado haciendo teatro y que nunca pensó que iba a hacer cine. De los directores opinó: “Creo que son Quijotes, e intento hacer lo que me pidan, ser muy educado y que me sigan llamando. David me llamó una vez y dije que no, y pensé que se me cerró la puerta de los Trueba [Fernando y David]”. Obviamente no fue así.

“Yo pensé en Javier Cámara; el papel lo pensé para él”, confesó David Trueba, quien explicó cómo algunos de sus recuerdos lo ayudaron a forjar el guion. “Cuando yo era pequeño, mi hermano se fugó de la casa porque quería tener el pelo largo y mi madre estaba dándome el pecho”. Eso se convierte en una escena del filme.

FILMAR EN ESPAÑA Y LA TV

Se comentó también sobre las ventajas de filmar en Miami, donde ha habido exenciones tributarias. O de filmar en Nueva York. Trueba dijo que era más fácil la televisión con Franco que con la democracia, pues permitió cosas más atrevidas, y tenía programas con grandes actores, añadiendo que ahora “han destruido la televisión italiana, y es la que nos cayó encima en España. No tenemos la BBC o HBO, canales americanos buenos, por ejemplo. Además, no quieren poner películas en la TV, porque las quieren producir ellos”.

En el caso de la cinta Madrid 1987, dirigida por Trueba, sobre un periodista de 70 años y una joven de 18 años que se quedan desnudos en un baño cerrado, con María Valverde de protagonista, fue prevendida a la TV y El Canal Plus los respaldó.

Se habló de otras cintas, como Ocho apellidos vascos, del director Emilio Martínez Lázaro, por su extraordinario éxito, porque es cómica, pero también trata de un fenómeno candente: el del separatismo vasco. • 

  Comentarios