Gente

Alejandro Sanz emprende cruzada por los inmigrantes jóvenes que muchos no quieren en EEUU

“Todos tenemos sueños y cada uno de nosotros deberíamos tener el derecho de poder soñar libremente… pero los sueños de los Dreamers están siendo seriamente amenazados”.

Esas son la sentidas palabras con las que el rompecorazones español Alejandro Sanz ha dado inicio a una campaña por su nueva causa: los inmigrantes en Estados Unidos.

En particular se ha abocado a la ayuda de 800,000 jóvenes conocidos como dreamers, estudiantes, trabajadores, profesionales y militares que se sienten tan estadounidenses como los nacidos en este suelo, y sobre quienes se cierne a menudo la amenaza de la deportación.


El cantante español se presentó en Miami el viernes como el defensor de estos jóvenes, que fueron traídos en su infancia al país por padres indocumentados, al anunciar su gira musical #LaGira que lo llevará, a partir de la próxima semana, a 15 ciudades en Estados Unidos y otras 14 en México.

Según indicó el cantautor —que se presentará en el American Airlines Arena el próximo 7 y 8 de septiembre—, estos jóvenes inmigrantes, “al acercarse a la mayoría de edad, se enfrentan a necesidades como cursar estudios superiores, buscar un trabajo o tener un permiso de conducir, pero a menudo, no pueden conseguirlo por la falta de papeles y la permanente amenaza de ser deportados”.

“Te invito a que formes parte de este grupo de valientes y te pongas conmigo la camiseta del equipo #Dreamer”, agregó el músico andaluz de 50 años en la página de su campaña en ChairtyStars.

Los fondos generados por la venta de la prenda de vestir cotizada en $26.99 se canalizarán a organizaciones sin fines de lucro que otorgan becas universitarias a los inmigrantes y que los ayudan a subvencionar las tarifas del Servicio de Ciudadanía e Inmigración (USCIS) para renovar la otorgación de acción diferida bajo DACA.


En entrevista con la agencia EFE, el intérprete de “Corazón partido” resaltó la importancia de tratar a los inmigrantes como personas.

“No puedes quitarle la dignidad a la gente, separar a los niños, meterlos en jaulas, traerles como si fueran perros, eso, a una sociedad moderna y plena como es la sociedad norteamericana, debería dolerle las costuras”, se lamentó.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios