Revista Viernes

‘I Am Not Your Negro’, una historia norteamericana

Una escena de archivo de ‘I Am Not Your Negro’ (2016).
Una escena de archivo de ‘I Am Not Your Negro’ (2016). Imagen de cortesía

Con una nominación al Oscar se alza este documental que nació en un inacabado sueño literario y humano: Remember this House. Solo treinta cuartillas dejó su autor, el pensador, novelista, ensayista y dramaturgo James Baldwin, antes de morir sin culminar una obra que nació de sus memorias más vívidas y punzantes, de su vida como hombre negro, discriminado y segregado, de su amistad con tres grandes líderes de los derechos civiles, todos asesinados: Medgar Evers, Malcom X y Martin Luther King, Jr.

Raoul Peck lleva este magnífico testimonio a la pantalla, y su filme le hace honor. Una voz del cine, la de Samuel L. Jackson, nos lee fragmentos de este manuscrito intenso y poético, lleno de interesantes reflexiones que recogen la historia del sufrimiento del hombre negro americano. Las palabras de Baldwin expresan hondos sentimientos, las imágenes de Peck hablan por sí solas.

“Esta no es una historia pasada, esta es una historia presente”. El filme incorpora hechos raciales como los de Ferguson, Missouri, en Agosto 2014; se apoya en fotografías, imágenes de archivo y antiguas entrevistas con pensadores, artistas e intelectuales. Pero son las escenas de viejos filmes, The Defiant Ones de S Kramer —donde Sydney Poitier y Tony Curtis luchan encadenados uno al otro—, Soldier Blue de Ralph Nelson, Love in the Afternoon de Billy Wilder, entre muchos, que apoyan la narrativa, su lado más atractivo. Es una suerte de recorrido por la historia racial y de clases (entre negros y blancos, blancos e indios, blancos y blancos) en Estados Unidos a través del cine. Y en esta asociación entre Baldwin y Peck hay gran creatividad e inteligencia.

Un momento particularmente dramático es un discurso en un salón colmado de hombres blancos, donde estremecen las palabras de un único hombre afroamericano. “La historia de los negros en América es la historia de América”, tuvo que recordarnos Baldwin.

El filme puede verse en Regal South Beach y O Cinema Wynwood.

@pilarinayuso

  Comentarios