Televisión

María Elvira Salazar debutará con el nuevo canal CNN Latino Miami

Por primera vez, los televidentes del sur de la Florida podrán ver contenido producido por la Cadena de Noticias por Cable (CNN) sin tener que pagar a un proveedor de televisión por cable.

A partir de agosto, CNN Latino Miami debutará en la pantalla en señal abierta para todos los televidentes —y también en el paquete básico de cable— como parte de un esfuerzo de Turner Broadcasting System por crear una red nacional de televisión en español mediante alianzas de afiliación con canales en mercados específicos. El objetivo es alcanzar el 65 por ciento de los hogares hispanos.

La nueva estación, WDFL-11 Miami, transmitirá un bloque de programación de ocho horas concebido específicamente para los hispanos de Estados Unidos. A diferencia de CNN en Español, el canal internacional de noticias de 24 horas, CNN Latino incluye documentales, programas de debate, actualidad, estilo de vida y análisis de noticias.

“Es una apuesta a la televisión abierta para llegar a una audiencia más masiva”, señaló Cynthia Hudson, vicepresidenta ejecutiva y gerente general de CNN en Español, quien anunciará el lanzamiento del canal hoy lunes. “Si bien hay muchas opciones en el mercado, todas son muy parecidas. Hay un espacio para diferenciarnos”.

Con CNN Latino regresa a la televisión la popular presentadora María Elvira Salazar, ocho meses después de que fuera sacada del aire bruscamente por WGEN-TV, el canal afiliado a MundoFox Broadcasting. Esta vez, su programa de debates en horario estelar, María Elvira, será distribuido y transmitido simultáneamente en otras afiliadas de CNN Latino en la Costa Este.

“Es un regreso a casa”, apuntó Salazar, ex presentadora del Noticiero Telemundo-CNN, el primer programa producido por CNN en Español un año después de su creación en 1997. “Pero es una casa que ha crecido y que es mucho más fuerte ahora que los hispanos tenemos una presencia mucho más respetada”.

Turner Broadcasting System, una compañía de Time Warner, es uno de los conglomerados mediáticos del mercado anglosajón que tienen puesta la mirilla en los televidentes hispanos, quienes, según Nielsen, representan el 17 por ciento de la audiencia general en Estados Unidos, y 19 por ciento en el segmento demográfico de adultos de 18 a 49 años, la canasta de los huevos de oro para los anunciantes.

News Corp. lanzó el año pasado la cadena MundoFox en una alianza con RCN Televisión de Colombia, mientras que Walt Disney Co. ha unido fuerzas junto a Univisión Communications para crear Fusion, un canal de noticias y estilo de vida de 24 horas en inglés para latinos con sede en Doral que saldrá al aire en el segundo semestre de este año.

“Introducir la marca de CNN a través de emisoras locales tiene mérito y posibilidades”, observó Arturo Villar, veterano analista que edita Hispanic Market Weekly. “Van a robarle la audiencia al canal 23 [Univisión] y al 51 [Telemundo], y a los canales más locales como Mega TV y América TeVé”.

Para transmitir la programación de CNN Latino en el mercado del sur de la Florida, la cadena, con oficinas y estudios en Brickell Key, firmó un contrato de afiliación con MIA TV, una compañía recientemente formada por empresarios locales. Uno de los grupos inversionistas, The Isaías Group, también opera afiliadas de CNN Latino en Nueva York, Tampa y Orlando, inauguradas este año.

Los Isaías pertenecían a una de las más poderosas familias empresariales de Ecuador donde eran dueños de canales de televisión. En el 2000, llegaron a Miami cuando se inició una investigación criminal por una pérdida multimillonaria en un banco de su propiedad. Recientemente, un juez de circuito de Miami-Dade falló a favor de la familia en una querella con el gobierno ecuatoriano.

MIA-TV se fusionó con Telemiami, un canal por cable independiente que durante tres décadas se ha concentrado en servir principalmente a la comunidad cubanoamericana. Telemiami, cuyo nombre desaparecerá del mercado, es distribuido por Comcast en el Canal 18, una posición alta que beneficia a un canal nuevo, según Eduardo Suárez, vicepresidente de producción y programación de CNN en Español. También es distribuido por otros proveedores de cable en el paquete básico.

Además, la compañía ha alquilado el transmisor de señal abierta de WDFL-LD Canal 11, una estación de baja potencia de Paramount Broadcasting Communications que hasta agosto continuará transmitiendo programación para la comunidad caribeña del sur de la Florida.

Judith Prado, gerente general de Telemiami y una de las dueñas de MIA TV, informó que el canal mantendrá la mayor parte de su programación local, pero los horarios se reconfigurarán para abrir paso al bloque de ocho horas de CNN Latino, de 3 p.m. a 11 p.m. La compañía contrató a Tomas Johansen, ex gerente general de WLTV-23 Univisión, como presidente y gerente general de WDFL-11.

“La programación va a ser una combinación del contenido local, pero buscando la calidad de CNN, y la programación de CNN Latino”, señaló Prado.

La afiliada tendrá sus propios estudios en Hialeah, donde se grabará María Elvira, además de los estudios viejos de Telemiami, en 2920 NW 7th Street. Prado declinó dar el monto exacto de la inversión de siete cifras.

Seis de las ocho horas de programación de CNN Latino son material exclusivo de esta nueva propuesta, mientras que las dos horas restantes son producciones de CNN en Español. Todos los programas contarán con los recursos de CNN, como una red de corresponsales internacionales, al igual que de otras cadenas de Time Warner.

“El público es el gran ganador”, afirmó Salazar.

Además de la periodista cubanoamericana, algunas de las personalidades de CNN Latino más conocidas en Miami incluyen a Camilo Egaña, Fernando del Rincón e Ismael Cala. De parte de Telemiami, continuarán en la parilla Tomás García Fusté y Roberto Rodríguez Tejera, entre otros.

“Vamos a respetar la inteligencia y el gusto de nuestro público”, prometió Hudson. “No vas a ver comediantes ni bailarinas ni gente cantando en concursos”.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios