Noticias

Retiro de Giuliani y Edwards cambia el panorama en los dos partidos

Al decir de Mitt Romney, la Florida no corono a John McCain. Simplemente redujo varios precandidatos republicanos a una campaña de dos hombres.

Pero mientras la batalla por la nominación republicana se despliega ahora a los 21 estados que votan el martes, Romney todavía necesita neutralizar a los dos hombres que los votantes de la Florida marginaron: Rudy Giuliani y Mike Huckabee.

Giuliani, cuyo tercer lugar en la Florida lo obligÐ a abandonar la campaña el miércoles, esta moviendo a sus simpatizantes hacia el campo de McCain. Al mismo tiempo, Huckabee, con su combinación de política y religión, atrae a votantes conservadores que Romney necesita para reducir el atractivo de McCain entre los moderados.

îîLa Florida cambia el panorama completamente'', dijo el senador federal Mel Martínez, cuyo apoyo a McCain lo ayudo a tomar la delantera a Romney. îîFue una pérdida mala en un estado que [Romney] tenía que ganar'', dijo Martínez, republicano por la Florida.

La campaña demócrata también cambiando aceleradamente, aunque los simpatizantes de Edwards dijeron que su decisión abandonar la campaña ayer no tuvo nada que ver con el tercer lugar que logro en la Florida. Edwards no brindo su apoyo a Hillary Clinton o Barack Obama.

îîAhora todos llaman a todo el mundo'', dijo John Morgan, abogado de Orlando y amigo de Edwards, indeciso entre la preferencia de su familia por Obama y sus viejos lazos con Clinton. Uno de los que mÍs insiste es el presidente de la campaña de Hillary, Terry McAuliffe, a quien Morgan afectuosamente describió como îîun doberman listo para pelear'' .

El director de finanzas de Obama en la Florida, el abogado Kirk Wagar, de Coconut Grove, se pasÐ el dÏa de ayer pegado al telÎfono, insistiendo en que la agenda de Obama es muy parecida al enfoque de Edwards en la clase media.

îîNo voy a presionarlos mucho [a los donantes] pero hay una diferencia entre no hacerlo y dejarlos dudando si su apoyo hace falta'', dijo Wagar. îîNo voy a insistir, pero no puedo hablar por las otras campaúas''.

El dinero es una preocupación importante para los dos demócratas que quedan en la contienda por mientras tratan de competir en 22 estados el próximo martes. Mitchell Berger, abogado de Fort Lauderdale que apoya a Edwards desde hace mucho tiempo, ya comenzó a recaudar fondos para Obama.

îîLas próximas 48 horas son cruciales en la recaudación'', dijo Berger. îîMe siento muy presionado porque quiero ayudar''.

Aunque los votantes ya se expresaron en las urnas, la Florida seguirÍ jugando un papel en las primarias presidenciales en materia de donaciones. La victoria de McCain en la Florida lo ayudarÍ a acercarse a nuevos donantes, mientras que Romney posiblemente continuará echando mano a su fortuna personal.

îîTodos gastaron la mayorÏa de sus recursos en la Florida, por eso hoy están al teléfono'', dijo el ex presidente del Partido Republicano de la Florida, Al Cárdenas, uno de los principales partidarios de Romney. îîEstoy seguro de que Romney va a querer suplementar cualquier cosa que recaudemos''.

Encima de las presiones financieras, Romney siente la cambiante dinámica de un grupo mucho más reducido de candidatos.

La caída de Giuliani en las encuestas de la Florida claramente ayudo a McCain, permitiéndole conseguir votos de moderados que pensaron que Giuliani ya no teñía oportunidad. El cambio fue más aparente en el sur de la Florida, que desde hace mucho tiempo fue el terreno de Giuliani pero al final voto con fuerza por McCain.

Estábamos contando con que Giuliani fuera muy competitivo en Miami-Dade y Broward, y luego todo se fue a pique'', dijo Cárdenas.

La migración de los votantes de Giuliani a McCain, que comparte el mismo enfoque que el ex alcalde de Nueva York sobre el terrorismo islámico, podría afectar negativamente a Romney en los estados grandes, como Nueva York y New Jersey, que votan el martes, donde Giuliani anteriormente estuvo al frente en las encuestas.

Romney también necesita atraer a los votantes conservadores que se inclinan por Huckabee, un ex ministro bautista que durante mucho tiempo se ha opuesto al aborto y los derechos de los homosexuales. Las encuestas a boca de urna en la Florida muestran que Huckabee consiguió votos entre los que van a la iglesia frecuentemente y los que se consideran muy conservadores.

Pero Cárdenas pronosticó que los partidarios de Huckabee, que evaluaron su cuarto lugar en la Florida y sus limitados recursos, se volcarán a favor de Romney, más viable como candidato. Agregó que el estatus de líder de McCain provocaría una fuerte reacción de una legión de enemigos en el Partido Republicano. McCain se gano la ira de muchos conservadores por oponerse a la reducción de impuestos del presidente Bush y presionar a favor de reformas en el sistema de financiación de campañas políticas y la inmigración.

En una entrevista en Fox News ayer, Romney dijo: îîLas opciones son yo o John McCain, y eso va a unir a muchos conservadores''.

  Comentarios