Noticias

Embajador de EEUU niega conspiración contra gobierno de Ortega

El embajador de Estados Unidos en Nicaragua, Robert Callahan, negó este viernes que esté involucrado en "una conspiración'' contra el gobierno como denunció desde Cuba el presidente Daniel Ortega quien estudia su expulsión.

Callahan aseguró, en declaraciones a la prensa durante un acto oficial, que desarrolla su labor diplomática en estricto apego al convenio de Viena, tras considerar como normal y "una cosa completamente natural y aceptable'' sostener reuniones con todos los sectores de la sociedad.

En una comparecencia en la televisión cubana, el miércoles, Ortega dijo que Callahan se reúne con la oposición en todo el país y le ofrece financiamiento y les insta a la unidad en contra de su administración, pese a tener un trato respetuoso con su gobierno.

El embajador manifestó que "es cierto que nos reunimos con todos los sectores de la sociedad en todas partes de Nicaragua y esto incluye no solo líderes políticos, sino de la Iglesia, empresarios y en mi caso hasta con beisbolistas. Es la manera que los diplomáticos pueden entender la sociedad en la que están trabajando''.

Respecto a los reclamos de Ortega de que Estados Unidos tiene una deuda con Nicaragua por un fallo de la Corte Internacional de Justicia de La Haya, que en la década de 1980 falló a favor de que Washington indemnizara al país con 17.000 millones de dólares, Callahan dijo que ese caso fue resuelto con el gobierno de Violeta de Chamorro (1990-1997), quien desistió de la demanda.

"Fue un acuerdo firmado por el gobierno de Nicaragua'', por lo que "no hay caso pendiente'', sostuvo el diplomático.

También dijo compartir las declaraciones del presidente estadounidense, Barack Obama, en la Cumbre de las Américas de que hay que aceptar la historia pero que no podemos ser prisioneros de ella porque genera muchos problemas.

"Tenemos que dedicarnos a la solución de estos problemas y ésta es nuestra meta para mirar hacia el futuro, buscar solución a problemas comunes y encontrar una manera de vivir en paz'', apuntó.

  Comentarios