Noticias

Manifestaciones sacuden al Medio Oriente

Miles de personas protestaron frente a edificios del gobierno y se enfrentaron a las fuerzas de seguridad el viernes en una "Jornada de la Ira'' en varias ciudades alrededor del país, durante choques que dejaron 12 muertos.

Las protestas fueron las más violentas en Irak desde que una oleada de fuerte tensión política se dispersó por el mundo árabe hace semanas.

En ciudades del norte del país, las fuerzas de seguridad dispararon contra los manifestantes, matando a 10 personas. En la provincia occidental de Anbar murieron a tiros dos personas en una protesta y hubo 14 heridos.

En Bagdad, los manifestantes lanzaron piedras y se enfrentaron a agentes armados con bates, quienes les perseguían por las calles.

Las protestas se debieron a la indignación popular ante la corrupción, el desempleo crónico y malos servicios públicos regentados por un gobierno que dominan los chiitas.

En Egipto, hastiados de reformas superficiales que no ponen fin a la herencia del ex presidente Hosni Mubarak, decenas de miles de personas salieron hoy a las calles para exigir cambios reales y un nuevo gobierno.

Los lemas y las pancartas en la plaza cairota de Tahrir lanzaban un mismo mensaje: "Queremos un cambio real y un Estado moderno y libre. Se ha cambiado la cabeza del gobierno pero éste sigue la estela de Mubarak'', aseguró el artista Azmy Nazif.

Este egipcio, de unos 50 años, decidió el viernes establecer en un rincón de la plaza un espacio creativo en el que los manifestantes pudieran expresar libremente sus reivindicaciones.

Decenas de personas se arremolinaban en torno a un panel para escribir sus peticiones, entre las que destacaba la formación de un nuevo Ejecutivo, la liberación de los presos políticos y que tanto Mubarak como todos los altos cargos del régimen sean juzgados.

Entretanto, Yemen vivió este viernes manifestaciones masivas consideradas el "inicio del fin'' del presidente Alí Abdalá Saleh, con un saldo de un muerto en Adén por disparos de la policía.

Importantes manifestaciones tuvieron lugar en Saná, Adén, Taez y Mukalla , en las que participaron cientos de miles de personas.

Un joven de 17 años, Mohamed Ahmed Saleh, falleció en un hospital de Adén, ciudad que está siendo escenario de importantes manifestaciones y enfrentamientos con la policía, que se saldaron con 20 heridos, se informó.

"El pueblo quiere la caída del régimen'', ‘‘muerte y vergüenza al régimen'' y "fidelidad a los mártires'', coreaban los manifestantes.

Un primer desfile había transcurrido sin violencia hacia el cementerio Rahmane, en el barrio de Mansura, para presenciar el funeral de la última víctima de la represión, Yasin Askar, asesinado el jueves por las fuerzas del orden.

Por otra parte, en Bahrein, decenas de miles de opositores, muchos de ellos chiitas, invadieron el viernes las calles de Manama en una gran manifestación en la Plaza de la Perla para exigir reformas políticas.

Esta movilización ocurrió en el duodécimo día de protestas contra el régimen, en momentos en que Estados Unidos reiteró su apoyo a la monarquía y a un diálogo con la oposición.

Este viernes, día de la oración semanal, los religiosos chiitas habían decretado una jornada de duelo en memoria de los siete manifestantes muertos en los primeros días de la revuelta contra la dinastía sunita.

  Comentarios