Ciencia

El meteorito que acabó con los dinosaurios generó olas que llegaron al norte de EEUU

EFE

El golpe de un meteorito en México que probablemente eliminó a los dinosaurios produjo olas como tsunamis que se extendieron hasta 4,500 kilómetros (2,800 millas) y alcanzaron lo que hoy es Dakota del Norte, según un investigador de la Universidad Internacional de Florida (FIU).

“Sabíamos que había tales olas asociadas con el impacto del bólido, pero es la primera vez que se demuestra de manera convincente que tales olas de tsunami llegaron tan lejos en el continente”, manifestó Florentin Maurrasse, profesor de FIU.

El científico basó su investigación en la identificación de fósiles de hace 66 millones de años desenterrados por el paleontólogo Robert DePalma, del Museo de Historia Natural de Palm Beach, al norte de Miami.

De igual forma, interpretó los datos de esos recientes hallazgos.

Determinó así que las olas viajaron desde donde el meteoro golpeó en la península de Yucatán (México) hasta Dakota del Norte.

DePalma desenterró fósiles de la formación rocosa Hell Creek (Dakota del Norte).

El paleontólogo y un equipo de investigadores, que incluyó a Maurrasse, determinaron que los fósiles de peces de agua dulce encontrados fueron las primeras víctimas del último evento de extinción masiva de la Tierra.

Maurrasse, un experto de meteoros, descubrió en 1992 las “tektitas” -esencialmente son trozos de lava- que indican un impacto de meteorito.

El estudio documenta la evidencia fósil de una muerte de peces catastrófica que también se produjo en muchos otros organismos.

En medio de los restos fosilizados se mezclaron “tektitas” que se habían convertido en arcilla.

El cincuenta por ciento de los peces fosilizados encontrados por DePalma tenían tektitas en sus branquias.

Ámbar encontrado en el sitio también contenía “tektitas”, cuya composición química no había cambiado durante millones de años.

DePalma, quien es estudiante de posgrado en la Universidad de Kansas, realizó la mayoría de los sofisticados análisis geoquímicos en los laboratorios del Departamento de Tierra y Medio Ambiente de FIU.

El estudio, titulado “A Seismically Induced Onshore Surge Deposit at the KPg Boundary, North Dakota”, fue publicados en la revista “Proceedings” de la Academia Nacional de Ciencias.

  Comentarios