Curiosidades

Importante descubrimiento arqueológico en Puerto Rico

LAURA N. PEREZ / AP

A

rqueólogos norteamericanos y puertorriqueños dicen que han encontrado el sitio precolombino mejor preservado del Caribe, que podría derramar luz sobre muchos aspectos de la vida indígena en la región, desde rituales religiosos hasta hábitos de comer.

Los arqueólogos creen que el lugar en el sur de Puerto Rico pudo haber pertenecido a los taínos, o pueblos pretaínos que habitaron la isla antes de la colonización europea, aunque otras tribus son una posibilidad. Contiene piedras talladas (petroglifos) que forman una amplia plaza que mide unos 130 por 160 pies y pudo haberse usado para juegos de pelotas o ritos ceremoniales, dijo Aida Belén Rivera, directora de la oficina de Conservación Histórica de Puerto Rico.

Los petroglifos incluyen el tallado de una figura humana de rostro masculino y patas de rana.

Los arqueólogos también descubrieron varias tumbas con cuerpos enterrados bocabajo, con las piernas dobladas a nivel de las rodillas, un estilo nunca antes visto en la región.

La plaza podría contener otros artefactos que datan del 600 al 1500 de nuestra era, incluyendo lomas de basura de la vida diaria, dijo Rivera.

''He visitado muchos sitios y nunca he visto una plaza de esa magnitud y esas dimensiones, con petroglifos tan elaborados'', dijo Miguel Rodríguez, miembro del consejo arqueológico del gobierno y director de una escuela universitaria de graduados en Puerto Rico, especializada en historia y humanidades. Rodríguez no está involucrado en el proyecto.

Los arqueólogos sabían desde 1985 que el área contenía artefactos indígenas. Pero su extensión y su significado sólo se descubrieron este mes, cuando el Cuerpo de Ingenieros del Ejército de EEUU comenzó a trabajar en el área, removiendo los objetos, para que el terreno pudiera usarse para construir una represa.

Los expertos pidieron suspender las excavaciones diciendo que el uso de maquinaria pesada exponía los petroglifos a los elementos y destruiría importantes artefactos. El Cuerpo de Ingenieros dijo que el sitio sería preservado.

Los taínos eran descendientes de los araucanos, que migraron al Caribe desde Yucatán, México, siglos antes de la llegada de los colonizadores europeos.

José Oliver, un conferencista de arqueología de University College London, dijo que los arqueólogos hacen un descubrimiento de este calibre cada 50 o 100 años, si tienen suerte.

''Estoy convencido de que una investigación competente de ese sitio nos ofrecerá una rara perspectiva de nuestra historia precolombina y precolonial'', dijo en un email Oliver, que ha supervisado varias importantes excavaciones en Puerto Rico.

Artículos relacionados el Nuevo Herald

  Comentarios