Curiosidades

A casi un mes de iniciado novedoso 'Cat Café' de San Diego logra gran éxito

Un grupo de clientes juega con Giselle, gata en adopción, en el "Cat Café" el 28 de enero de 2015 en San Diego, California (EE.UU.). Con la puesta en marcha de uno de los denominados "Cat Café", los amantes de los gatos en la ciudad californiana de San Diego ya cuentan con un espacio en donde degustar una bebida o un bocadillo a la vez que departe con uno de estos felinos. San Diego se sumó a la lista de las pocas ciudades en Estados Unidos que cuenta con uno estos locales y sigue el ejemplo de Oakland (California), quien abrió el primero en el país en octubre pasado, tras lo cual le siguieron Nueva York, Denver (Colorado) y Naples (Florida).
Un grupo de clientes juega con Giselle, gata en adopción, en el "Cat Café" el 28 de enero de 2015 en San Diego, California (EE.UU.). Con la puesta en marcha de uno de los denominados "Cat Café", los amantes de los gatos en la ciudad californiana de San Diego ya cuentan con un espacio en donde degustar una bebida o un bocadillo a la vez que departe con uno de estos felinos. San Diego se sumó a la lista de las pocas ciudades en Estados Unidos que cuenta con uno estos locales y sigue el ejemplo de Oakland (California), quien abrió el primero en el país en octubre pasado, tras lo cual le siguieron Nueva York, Denver (Colorado) y Naples (Florida). EFE

Con la puesta en marcha de uno de los denominados “Cat Café”, los amantes de los gatos en la ciudad californiana de San Diego ya cuentan con un espacio en donde degustar una bebida o un bocadillo a la vez que departe con uno de estos felinos.

San Diego se sumó a la lista de las pocas ciudades en Estados Unidos que cuenta con uno estos locales y sigue el ejemplo de Oakland (California), quien abrió el primero en el país en octubre pasado, tras lo cual le siguieron Nueva York, Denver (Colorado) y Naples (Florida).

Este concepto, que se inició en Asia a finales de los años 90, es ideado para personas que habitaban en pequeños departamentos en los que no se les permite tener mascotas y, por tanto, en locales como el de San Diego se les ofrece la oportunidad de interactuar con estos felinos, los cuales están disponibles para ser entregados en adopción.

“Uno puede venir y jugar con los animales, y si se enamora de uno es bienvenido de llevarlo a casa”, explicó a Efe Tony Wang, gerente general de este establecimiento, que desde que abrió sus puertas el pasado mes de enero ha brindado un nuevo hogar a diez gatos.

Al cabo de pocas semanas de empezar a operar, este peculiar establecimiento ubicado en la avenida Island, en el corazón del centro de la ciudad, ha obtenido una gran respuesta de público, al punto de demandar la presencia de un portero los fines de semana.

“Ha sido increíble. Cuando uno empieza un negocio lo que quiere es gatear antes de caminar y caminar antes de correr. Nosotros no tuvimos esa oportunidad, apenas estábamos gateando cuando nos vimos obligados a correr”, relató el propietario.

Una de sus visitantes, Karen, residente del norte de San Diego, comentó que siempre quiso conocer uno de estos sitios, de gran popularidad en muchas ciudades del mundo.

“Uno escucha de estos lugares en Facebook y me dio gusto saber que San Diego tendría su propio ‘cat café'”, explicó.

The Cat Café se divide en dos secciones, en la primera de ellas los visitantes compran bebidas o bollería y luego pasa al área de juegos, donde se encuentran normalmente ocho gatos que han sido rescatados por The San Diego Humane Society, una organización de protección a animales domésticos.

Algunos de ellos cuentan con necesidades especiales, como el caso de Sofía, una gata que no tiene cola.

Wang explica que busca utilizar su espacio para ayudar a gatos que han sido víctimas de alguna crueldad.

“Quiero asegurarme que la gente sepa que quizá no son perfectos, pero son amigables y grandes compañeros”, señaló.

  Comentarios