Estados Unidos

Congreso envía propuesta sobre automotrices a la Casa Blanca

La vocero Nancy Pelosi y el Presidente del Comite Servicios financieros Barney Frank, D-Mass., anuncian el posible plan de rescate para Detroit.
La vocero Nancy Pelosi y el Presidente del Comite Servicios financieros Barney Frank, D-Mass., anuncian el posible plan de rescate para Detroit.

Los congresistas demócratas enviaron a la Casa Blanca un borrador de un plan de rescate por unos 15 millones de dólares que esperan sea sometido a votación esta semana.

Según una copia obtenida por The Associated Press, el plan ofrecería préstamos a las tres grandes firmas automotrices de Detroit y colocaría a una persona, elegida por el presidente George W. Bush, a cargo de controlar la reestructuración del sector.

La persona que ocupe el nuevo cargo -- descrito por los congresistas como "zar automovilístico'' -- podría retirar los créditos en febrero si las compañías automotrices no hacen lo suficiente para recuperarse y convertirse en empresas viables.

Si las tres empresas -- General Motors Corp., Ford Motor Co. y Chrysler LLC -- no elaboraran sus planes de reestructuración a finales de marzo, el "zar'' enviaría su propia propuesta al Congreso.

Varios congresistas dijeron que Kenneth Feinberg, el abogado que dirigió el fondo de compensaciones para las víctimas de los ataques del 11 de septiembre del 2001, está siendo considerado para el puesto.

"Parece que tenemos un acuerdo sobre esos principios básicos que se requerirían para que el presidente pueda firmar un proyecto de ley'' de rescate, dijo a los periodistas la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Dana Perino.

Los ayudantes de los congresistas que informaron sobre el acuerdo lo hicieron bajo anonimato porque éste aún no está confirmado.

De acuerdo con el plan, las tres empresas podrían obtener créditos de emergencia el 15 de diciembre. Tras ello, el supervisor designado por la Casa Blanca redactaría directrices, que deberían estar listas para el 1 de enero, con miras a la reestructuración de las tres firmas.

Congresistas demócratas y la Casa Blanca trabajan para encontrar a un candidato que mantenga el puesto en el actual gobierno y en el nuevo.

Varios legisladores insisten en forzar a las firmas automotrices a contratar a nuevos ejecutivos como condición para recibir la ayuda financiera.

----------------

Los periodistas de The Associated Press Ben Feller y Devlin Barrett contribuyeron a este despacho.

  Comentarios