Estados Unidos

Un torbellino de reuniones espera a Obama en Asamblea de Naciones Unidas

El presidente Barack Obama aparece junto a David Letterman, durante una pausa en la grabación de un programa de televisión, el lunes 21 de septiembre del 2009, en Nueva York
El presidente Barack Obama aparece junto a David Letterman, durante una pausa en la grabación de un programa de televisión, el lunes 21 de septiembre del 2009, en Nueva York AP

El presidente Barack Obama se prepara para un torbellino de reuniones importantes con líderes de China, Japón y Rusia en su primera visita a la Asamblea General de la ONU en Nueva York.

El desarme nuclear y la no proliferación serán los temas que dominarán la reunión del Consejo de Seguridad que Obama presidirá el 24 de septiembre.

Por su parte, el mandatario estará al frente hoy una reunión trilateral con el primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, y el presidente palestino, Mahmoud Abbas, que ha generado mucha expectación, pero pocas expectativas, según dijo la agencia EFE.

La Casa Blanca se ha esforzado en no fomentar demasiadas esperanzas, después de que el enviado estadounidense a Oriente Medio, George Mitchell, abandonara la zona la semana pasada sin haber podido persuadir a israelíes y palestinos de que retomen las conversaciones de paz.

Según explicó el lunes el portavoz presidencial, Robert Gibbs, quien acompaña a Obama en su visita a Nueva York y a las Naciones Unidas esta semana, "no tenemos unas expectativas descomunales, se trata de una sola reunión''. Con este encuentro, más que resultados concretos lo que busca Obama es demostrar su implicación personal en el proceso de paz.

Sobre el tema de Irán, Washington y sus aliados han amenazado con imponer una cuarta serie de sanciones a Teherán si no demuestra su voluntad de entablar negociaciones en torno a su programa nuclear.

Sin embargo, es altamente probable que el mandatario no se reúna con su par iraní, Mahmud Ahmadinejad, para discutir un programa nuclear que Occidente estima tiene como fin construir armas y Teherán reitera que que es solamente con fines energéticos.

Obama hablará ante la Asamblea General por primera vez el 23 de septiembre, pero ya desde el martes 22 sostendrá reuniones con otros líderes, como por ejemplo Hu Jintao de China.

La agenda del miércoles, por su parte, prevé un encuentro con el presidente de Rusia, Dimitri Medvedev, en la que ambos buscarán avanzar en sus relaciones tras el beneplácito de Moscú por la decisión de Washington de dejar sin efecto la instalación de su escudo antimisles en Europa oriental.

Washington optó por enfocarse en lo que entiende es más importante: la defensa contra los misiles de corto y mediano alcance de Irán.

El primer ministro y ex presidente ruso Vladimir Putin saludó la decisión de Obama, pero pidió que sea continuada con el levantamiento de restricciones a las exportaciones de tecnología sensible a su país -una medida que data de la Guerra Fría- y con ayuda para que Rusia ingrese a la OMC.

Obama también se reunirá el miércoles con el nuevo primer ministro de Japón, Yukio Hatoyama. El Partido Democrático de Japón, al que pertenece Hatoyama, criticó cuando era oposición el apoyo de su país a las "guerras estadounidenses'' y se ha comprometido a no renovar una misión naval de reabastecimiento de combustible que apoya las operaciones de Washington en Afganistán, que vence en enero.

Obama también se cuidará en su primera visita a la ONU de no enfurecer a sus opositores republicanos con apretones de mano con figuras antiestadounidenses, en particular tras las críticas que recibió por saludar al presidente venezolano Hugo Chávez en la cumbre de las Américas de abril pasado.

  Comentarios